Especialistas franceses han hallado un material de gran elasticidad que con burbujas en su interior, es capaz de difuminar hasta en un 90 por ciento la energía sonora. Se planea utilizar este sistema para recubrir submarinos y hacerlos prácticamente imposibles de detectar por los sonares.

El grupo de investigadores, pertenecientes a la Universidad de Paris VII Denis Diderot, hallaron esta solución para conseguir que los submarinos sean prácticamente indetectables a los radares. El descubrimiento es un material de protección  con  delgadez extrema, elaborado en goma y colmado de burbujas en su interior, lo que ayuda a disipar las ondas de sonido cuando lo contactan.

De acuerdo al responsable principal de la investigación, Valentin Leroy, al ser impactados por la energía sonora, los núcleos vacíos en la capa plástica, pueden variar en su tamaño, causando la disipación de una gran cantidad de energía. Para medir la eficiencia de su sistema, los investigadores crearon una suave capa de caucho de silicón, con una anchura de apenas 230 micras y con millares de burbujas en su zona interna.

En el marco de la prueba, los especialistas lanzaron hacia tal capa, numerosas frecuencias de sonido de tipo ultrasónico. Como resultado, pudieron comprobar que más del noventa por ciento de la energía sonora se difuminaba al impactar con ese recubrimiento especial. Sin embargo, para lograr que los submarinos tengan un nivel de invisibilidad al sonar mayor, se requieren aún más pruebas y algunos años adicionales de trabajo.

Cabe mencionar que, desde hace muchos años, las tecnologías de vanguardia, han estado relacionadas a las tácticas de guerra y los submarinos son parte de esta tendencia. Por ejemplo, la utilización de vehículos teledirigidos sin tripulación, que ha crecido en el ámbito de la aviación, ha sido introducida al campo de la marina, por los militares rusos.

En un proyecto tan ambicioso como el de invisibilidad ante los radares, los drones submarinos de los militares rusos podrán ser activados desde los propios submarinos. Y mientras los submarinos abandonen cierta área de riesgo, los drones subacuáticos se quedarían allí, para confundir al enemigo, al hacerlo pensar que el submarino sigue estando en esa zona.

Nikolái Novosiólov, directivo de la firma de sumergibles Malajit, señala que esta clase de drones robóticos podrán ser usados tanto para actividades de combate o misiones de inteligencia bajo el agua. También dijo que podrán ser desechables o reutilizables. Novosiólov concluye  destacando que el orbe entero se inclina hacia esa tendencia tecnológica.