No son similares a las vistosas perlas que se usan hoy en día, pero objetos como las ocho pulidas garras de águila que fueron descubiertas en la región de Kaprina, en la actual Croacia, revelan que hace aproximadamente 130 mil años, los neandertales eran aficionados a los abalorios. Eso es lo que aseguran diferentes arqueólogos encabezados por David Frayer, investigador de la Universidad de Kansas.

De acuerdo a la datación que exhiben estos ornamentos, son los más antiguos del planeta y nos ayudan a desvelar algunos enigmas relacionados con estos homínidos prehistóricos. Según lo que señala Frayer en un texto de la revista “Public Library of Science One”, estos primitivos adornos son los vestigios más tempranos que se han hallado en la joyería fósil de Europa.

Con relación a estas garras de águila pulidas, Frayer opina que fueron obtenidas de un águila cola blanca y manipuladas con el propósito de crear una pulsera o un collar. El experto piensa que este adorno refleja toda una revolución para aquellos atávicos tiempos.

Pero además, este descubrimiento revela que, no obstante haber vivido hace miles de años, los neandertales no eran seres bestiales o primitivos, como suelen ser representados. Al contrario, Frayer piensa que poseían una cultura bastante sofisticada, eran inteligentes y podrían haber desarrollado una sencilla manifestación artística.

En este caso, los investigadores también han considerado la alternativa de que tales objetos estuvieran relacionados con atávicos cultos. Sin embargo, la mayoría de los inicios apunta a que fueron usados como simples ornamentos. Las garras de águila tienen tenues cortes en la zona superior y algunas de ellas, también presentan diminutas muescas.

Todas parecen haber sido pulidas y podrían haber estado unidas en una sola pieza. Para Frayer son objetos que ofrecen nuevas evidencias acerca de lo hábiles y sofisticados que eran los neandertales. El investigador de Kansas considera que se trata de algo inédito, porque no se había encontrado nada simular en el orbe hasta la fecha.

Así también, este descubrimiento revelaría que los neandertales ya eran capaces de fabricar ornamentos, antes del arribo de los humanos modernos al continente europeo. Esto se haría patente por la antigüedad de las garras, las cuales han quitado el primer lugar a ciertas conchas marinas halladas en África e Israel como los adornos más antiguos del planeta, ya que fueron manipuladas hace cien mil años.

#Investigación Científica #Descubrimientos