A través de su página oficial la #NASA aseguró que ningún asteroide se impactará contra la Tierra en los próximos días, como se ha relatado en numerosos sitios de Internet que hicieron que esta supuesta noticia se viralizara.

Ante el rumor, Paul Chodas, gerente de la oficina de Objetos Cercanos a la Tierra de la NASA en el Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California informó que no hay ninguna base científica para asegurar que un asteroide o cualquier otro tipo de objeto celeste se impactará contra la Tierra en las fechas estipuladas en numerosos blogs.

No existe ni una pizca de evidencia para creerlo. Además, el Programa de Observaciones de Objetos Cercanos a la Tierra de la NASA señaló que no se han observado asteroides o cometas que pudiesen afectar de forma directa a la Tierra. En cambio, los asteroides que se tienen registrados y son conocidos como potencialmente peligrosos, cuentan con una probabilidad de menos del 0,01% de impactar contra nuestro planeta en los próximos 100 años.

En los últimos días, diversos blogs y sitios en la web afirmaban que un asteroide impactaría contra el planeta Tierra. Incluso señalaban un rango de día en el que supuestamente, acontecería el acto. Entre el 15 y el 28 de septiembre de 2015, sería el momento en que el suceso tendría lugar. Además señalaban a Puerto Rico como el lugar exacto donde se daría el impacto. Los resultados serían destrucción total y casi sin sentido en las costas de los Estados Unidos y México, además afectaría a América Central y del Sur del Atlántico y del Golfo. Aunque no es la primera vez que aparecen este tipo de rumores sin sustento, la NASA , a través de su sitio de noticias en español decidió, más que aclarar, negar rotundamente esta posibilidad.

La organización internacional cuenta con un equipo exclusivo de astrónomos y científicos para vigilar el cielo constantemente en busca de asteroides que pudieran perjudicar a la Tierra. Los expertos pueden predecir las trayectorias de los objetos encontrados. Así que de encontrarse alguno,  lo suficientemente grande como para amenazar al planeta en septiembre, "ya lo habríamos visto", declaró Paul Chodas. #Tecnología #Investigación Científica