Luego de que en los últimos días creciera fuertemente el rumor, principalmente en internet y redes sociales, sobre la posibilidad de que un asteroide impactara nuestro planeta en alguno de estos días de septiembre, con la consecuente zozobra e inquietud de quienes creyeran estas versiones, finalmente la #NASA juzga conveniente aclarar que científicamente no hay ninguna probabilidad de que esto suceda, al menos en los próximos 100 años.

Paul Chodas, gerente de Objetos Cercanos a la Tierra de la NASA, aclaró tajante que “no existe ni una pizca de evidencia” científica que sustente la inquietante versión. Añade que si algún objeto celeste lo suficientemente grande amenazara con colisionar el planeta, la NASA ya lo hubiera detectado.

Recordó que en la labor que tiene encomendada dentro de la NASA cuenta con la colaboración de astrónomos y científicos de todo el mundo que mantienen una vigilancia permanente del espacio. Además reforzó sus declaraciones con el siguiente dato: todos los meteoritos que pudiesen considerarse peligrosos por sus dimensiones tienen menos del 0.01 por ciento de posibilidades de colisionar a la Tierra en la próxima centuria.

En el comunicado también hace un recuento de anteriores versiones alarmistas que en el mismo sentido daban fechas probables del fin del mundo, producto del supuesto impacto de algún meteorito: en 2011 por el paso del cometa Elenin, que nunca representó un real peligro para el planeta.

Recordó también que en 2012 con motivo de la finalización del calendario maya, el 21 de diciembre de 2012, se predijo el fin de la civilización moderna por el impacto de un gigantesco asteroide.

El funcionario de la NASA señaló que están conscientes que este tipo de rumores sin ningún fundamente científico que los sustente irremediablemente seguirán surgiendo.

Finalmente reiteró la afirmación que pone fin a las amarillistas especulaciones: “… no hay evidencia de que un asteroide o cualquier otro objeto celeste esté en trayectoria que impacte contra la Tierra… ni uno solo de los objetos conocidos tiene alguna posibilidad creíble de golpear nuestro planeta durante el próximo siglo”. #Internet #Investigación Científica