Los jugadores de Oklahoma City Thunder llevan ya demasiadas jornadas consecutivas sin poder conocer la victoria, lo que empieza a pesar en el ánimo de un equipo que en este momento parece a punto de entrar en una espiral negativa que puede acabar costándoles que, ni siquiera a la vuelta de sus estrellas, Kevin Durant y Russell Westbrook, puedan recuperar el ritmo de los de arriba y acaben por no llegar a los playoffs en esta temporada.

El primer cuarto ya empezó con los Denver Nuggets por delante en el marcador, mientras sus rivales de Oklahoma City Thunder trataban en vano de igualar el marcador, que durante absolutamente todo el cuarto tuvo bajo su control el equipo afincado en el estado de Colorado y que acabó el cuarto con una ventaja de un solo punto, veintiséis a veintisiete. Dado lo que vimos sobre la cancha, no fue una gran diferencia.

En el segundo cuarto comenzaron a darse los intercambios sobre la cancha y en varias ocasiones el marcador cambió de dueño. Sin embargo de nuevo fueron los chicos de Denver Nuggets quienes se harían con la victoria en este cuarto, en este caso por veintitrés a veintisiete, frente a unos Oklahoma City Thunder que nada pudieron hacer para evitarlo.

En estos momentos, el ánimo en Oklahoma City Thunder estaba por los suelos. Muchos empezaban a bajar los brazos incluso a pesar de llevar solo medio partido. A pesar de todo, los esfuerzos que habían realizado y a pesar de estar luchando por la victoria con todas sus fuerzas, el resultado seguía siendo adverso y no parecía que esto fuera a cambiar.

En los dos últimos cuartos el equipo de Oklahoma City Thunder siguió peleando, pero cada vez con menos convicción y sabedores de que el problema de este equipo no estaba ni en la cancha ni en el banquillo, sino en la enfermería, donde siguen esperando el alta los dos principales pilares de este equipo, junto a Serge Ibaka. Por ahora pueden seguir peleando los partidos y en muchas ocasiones pueden llegar a ganarlos, pero la temporada empezará con la vuelta de sus estrellas. Hasta entonces todo lo que puede hacer el equipo es tratar de achicar agua y que el barco no se hunda mientras vienen a repararlo.