Vino con el objetivo de, subir el nivel del juego, de conseguir llevar a lo más alto al equipo, pero finalmente se ha visto trucado este bonito sueño. Y es que finalmente un mes y medio después de y llegada el astro brasileño, Ronadinho, ex-jugador de grandes equipos europeos como Milán, PSG o F.C Barcelona en el cual marcó una época y llegó a ganar dos Balones de Oro.

El que ha sido considerado por muchos uno de los mejores jugadores del fútbol brasileño desde Pelé, y él fue el que hizo recobrar la ilusión a toda una afición como la del F.C Barcelona. Este verano fue ofrecido a la mayoría de equipos mexicanos, pero finalmente recaló en el Querétaro Azteca, que recibió la noticia con euforia. Pues bien, ayer termino la aventura de Ronnie en el equipo mexicano.

Todo empezó al final del este verano, al dejar el Atlético Mineiro, cuando llego el crack brasileño. Aunque el futbolista ha obtenido uno buenos números en el conjunto entrenado por Ignacio Ambriz, con un total de tres tantos y dos asistencias en nueve partidos, finalmente no pudo clasificar para la Liguilla por el título liguero, al equipo.

El Querétaro Azteca solo consiguió obtener la decimotercera posición en el Torneo Apertura, sin conseguir así alcanzar a los "Gallos Blancos". Ronnie lo tenía como principal objetivo y lo transmitió a la afición que, con su llegada estaba segura de poder conseguirlo. Pero no ha podido ser, y el futbolista de Porto Alegre, aunque con su fútbol ha traído alegría y espectáculo sobre el terreno de juego, finalmente no ha conseguido el objetivo principal.

Pese a que la afición mostró el entusiasmo de contar en sus filas con una leyenda viviente del fútbol, sí es cierto que últimamente les inquieta la idea de que pudiera macharse del club, ya que empiezan a oírse rumores sobre su marcha a la MLS estadounidense.

Lo que está claro es que pese a su edad y a las críticas que siempre ha suscitado el poco cuidado que ha tenido de su físico, el genio de Porto Alegre allá donde ha ido, ha conectado con la afición, porque gracias a su fútbol y su simpatía no queda otra que rendirse a sus pies.



#Futbol