Los Indiana Pacers son ahora mismo uno de los equipos que no tiene visos de clasificarse para las eliminatorias por el título de la liga de baloncesto profesional de los Estados Unidos por el lado de la Conferencia Este. Llevan 10 victorias y 19 derrotas, un balance muy bajo incluso para el lado menos competitivo de la tabla. Por el contrario, los New Orleans Pelicans llegaban a este partido en una posición que les colocaba con opciones de llegar a clasificarse en función de un balance que, aunque no excesivamente bueno comparado con otros de la Conferencia Oeste como los Portland Trail Blazers o los Golden State Warriors, era suficiente para tener esperanzas de tener algo por lo que luchar cuando acabase la temporada regular.

Anuncios
Anuncios

Sin embargo, no fue esta la noche de los New Orleans Pelicans.

Los Indiana Pacers empezaron el partido tratando de no perderlo. El esquema inicial del equipo demostraba que estaban mucho más interesados en llegar a los momentos finales del encuentro con oportunidades de victoria que en lograr una distancia de seguridad frente a sus rivales y ganar en los primeros cuartos. Un planteamiento tan rácano acabó por pasarles factura y los New Orleans Pelicans, que actuaron de un modo mucho más valiente y tomaron el control del partido. Sin embargo, el marcador no les acompañó pues la fortuna en el tiro fue una de las claves por las que fueron poco a poco quedándose atrás en el marcador mientras su entrenador trataba de mejorar esta estadística forzando tiros fáciles a riesgo incluso de provocar alguna pérdida de balón de más en el global del encuentro.

Anuncios

Al final del partido no mejoró en exceso el balance de lanzamientos acertados sobre los intentados en el equipo de Louisiana y acabaron por tener que entregar el encuentro y la victoria en vista de que sencillamente no estaba siendo su noche y no parecía que fuera a arreglarse. Un gran partido para los New Orleans Pelicans que por desgracia acabó por no ser para ellos al no tener la fortuna necesaria en los lanzamientos, que acabaron por costarles un 96 a 84 que les deja un poco más lejos que antes del encuentro de las eliminatorias de playoffs.