Los representantes de futbolistas en el medio mexicano, afirman que además de lo que realizan en la cancha, se toma en cuenta lo que esos deportistas pueden aportar a los clubes, en otros sentidos.

De modo que, tener destacados antecedentes en equipos anteriores o mucho prestigio como jugadores, no es lo único que valoran los clubes mexicanos para ofrecer un buen sueldo a los futbolistas que contratan, principalmente para la Liga MX, el máximo circuito del balompié azteca.

José Manuel Sanz, famoso representante de futbolistas, destaca que además de un buen cartel, los directivos de los equipos mexicanos consideran la imagen que proyectan ante los medios esos deportistas y la motivación que pueden despertar entre los demás integrantes de sus planteles.

Se ha calculado que, la Liga MX, es la mejor pagada de todo el continente americano. De acuerdo a un reporte de la revista Forbes, Roque Santa Cruz es el jugador con mejor paga en el Torneo Clausura 2015. Este atacante paraguayo, veterano pero de gran cartel, percibe 2.6 millones de dólares al año.

Es un sueldo considerable y es que los clubes de la Primera División mexicana, tienen una capacidad financiera no muy habitual en el resto de las naciones americanas. Ni siquiera los equipos brasileños, fuente de excelentes futbolistas para las ligas del mundo, o las escuadras de la MLS de los Estados Unidos, ofrecen los salarios que se manejan en el #Futbol mexicano.

Lo que hace atractivo el futbol azteca para jugadores de gran prestigio, pero ya en el ocaso de sus carreras, es que les permite participar en una liga de aceptable nivel, percibiendo salarios equiparables a los que recibían en sus mejores momentos, en ligas como las europeas. Ese es el caso, por ejemplo, de Ronaldo de Assis Moreira "Ronaldinho", actualmente en los Gallos Blancos de Querétaro.

Sanz afirma que la Liga MX paga mejor que la liga argentina, la colombiana, la ecuatoriana y las de los países de Centroamérica. Pero eso no implica, explica este representante de jugadores, que los clubes mexicanos sean todos justos en la repartición de sueldos.

En este sentido, en la liga azteca hay futbolistas extranjeros o mexicanos que pueden ganar dos millones de dólares al año y otros jugadores, casi todos ellos nacionales, que perciben 50 mil o 100 mil pesos al mes, hablando de clubes de Primera División. Por lo tanto, concluye Sanz, hay que considerar al futbolista mexicano tanto por los que ganan bastante bien, pero también por los que perciben un bajo salario.