Por Mireya Mejía Ceballos

Gustavo Matosas tiene un enorme respiro como entrenador del América, al coronarlo Campeón de la CONCACAF con un contundente marcador de 4 - 2 sobre el Impact de Montreal. Visiblemente emocionado el timonel uruguayo corrió al centro de la cancha al terminar el partido para felicitar a sus jugadores, pero en especial a Rubens Sambueza, de quien se expresó de la siguiente manera durante la tradicional conferencia de prensa.

"Es muy importante para mí hablar de la calidad de un jugador como Rubens porque en todo momento demostró su compromiso con el equipo y cuando le pregunté si quería jugar no dudo ni un momento en decirme que si, a pesar que lo tuvimos en duda hasta el último momento".

Sobre los goles anotados por Benedetto y Oribe Peralta, también habló dejando ver la tranquilidad que este campeonato le proporcionará en las próximas semanas, después del paso tan irregular que las Águilas, han demostrado durante la Liga MX.

"Una vez más podemos hablar de jerarquía para remontar un marcador. Estoy orgulloso de mis leones en la cancha". Puntualizó.

Por su parte Oribe, se mostró más satisfecho con el resultado  y aquí les compartimos sus declaraciones.

"Definitivamente estoy feliz, a mi carrera le faltaba un Campeonato de la Concacaf. Quiero seguir ganando, cumpliendo mis metas y hablar en la cancha, que es lo que mejor hago". Concluyó.

Dario Benedetto se adjudicó el "Balón de Oro" , como uno de los mejores jugadores del partido, dedicó dicho título, de una manera muy especial.

"Obviamente es para toda mi familia, para la afición y para todos mis compañeros, que han salido adelante a pesar de todas las cosas que dicen de nosotros".

En cuanto a la estrategia que los llevó directo al triunfo, dijo lo siguiente.

"Insistimos en tener el balón de nuestro lado, sobre todo en el segundo tiempo. Buscamos las situaciones de gol y afortunadamente las conseguimos. Esa fue la clave para darle un triunfo más al #Futbol mexicano y por eso estamos muy satisfechos".

Será el próximo mes de Diciembre cuando el América se enfrente al campeón de la Concachampions, buscando encontrarse nuevamente con la gloria.