Antoine Griezmann sigue demostrando la gran calidad que tiene en la liga española con el Atlético de Madrid. Ahora realizó un excelente doblete ante el Deportivo la Coruña; y su primera anotación, fue meramente de manera espectacular.

El ofensivo francés, tenía una gran tarea a realizar tras su debut con el conjunto de la Real Sociedad: ayudar al equipo junto con el mexicano Carlos Vela en la parte de adelante a desplegar un #Futbol alegre, desequilibrante, y efectivo ante todo para conseguir los objetivos trazados. Situación que consiguieron y que por ende, los llevó a estar en los primeros planos en España, y el resultado así mismo como premio, fue disputar el mejor torneo de clubes del mundo: la Champions League.

El francés se convirtió en figura del conjunto donostiarra (que todavía padece su partida) junto con el mexicano Carlos Vela. Pero él, primeramente decidió hacer las maletas y se mudó a Madrid para crecer junto con el atlético de Madrid. Él tenía un plan a seguir, convertirse en la gran estrella del equipo, que a su vez, le prometía un ambicioso plan a continuar, ya que la propia escuadra colchonera dominaba desde hace varios años un sistema y un gran estilo a la perfección gracias a la gran gerencia en todas sus líneas por parte del Cholo Simeone desde el banquillo.

Fue así como Antoine Griezmann se conjugó a la perfección y entendió el sistema, se supo adaptar al cuadro colchonero. Y esa situación lo embaló para que se convirtiera en la gran figura, y a no ser de tener enfrente a Lionel Messi o a Cristiano Ronaldo, podría pelear sin ningún problema por el pichichi en España.

Y justamente todo lo anterior lo ha plasmado hoy con un gol: vio el esférico, lo dejó botar, y se elevó en el aire para prender una espectacular chilena que venció al arquero. Realmente el estadio de Riazor vivió uno de sus mejores goles en su historia desde su fundación, y lo dejó plasmado para el recuerdo, justamente el francés Antoine Griezmann, quien ya es un referente al frente del equipo colchonero.