Lo volvió a hacer, el controvertido y mítico ex jugador del Manchester United Eric Cantona desató polémica en el ámbito #Futbolístico y hasta en redes sociales; tras sus declaraciones en una rueda de prensaen el marco de la entrega de los Premios Laureus del Deporte en Shangai.

El francés fue contundente a una pregunta respecto a si España ya cumplió su cuota con ganar dos Eurocopas y una Copa del Mundo: “España no ganó el Mundial, lo ganó Cataluña. Lo ganó el Barcelona”, añadiendo que en ese entonces había diez jugadores del cuadro culé en la selección roja.

En ese sentido, dijo que la época dorada que marcó España seguramente volverá a florecer con el resurgir de la cantera del Barcelona y cuando otros clubes vuelvan a sacar buenos jugadores.

Anuncios
Anuncios

“El Barcelona es el mejor equipo del mundo porque pudo fichar a figuras, pero al mismo tiempo cuidó su cantera”, filosofía que comenzó con el holandés Johan Cruyff, añadió.

Ahora bien, lo de Cataluña no fue su única puntada, Cantona también afirmó: "No es Messi no es Cristiano: Pastore es el mejor futbolista del mundo. El fútbol es asociación, no sólo goles. Pastore te sorprende con sus pases y movimientos. Amo ese tipo de juego”.

Hay que mencionar que el polémico Cantona siempre ha estado en el ojo del huracán como futbolista y fuera de las canchas. Uno de los momentos más recordados, y uno de los favoritos para él, es aquella famosa patada Kung- Fú que le propino a Matthew Simmons, aficionado del Crystal Palace, por la cual lo castigaron ocho meses con permanecer fuera de las canchas.

Anuncios

Asimismo, su paso por la política fue completamente polémico. En 2010, cuando estaba la crisis económica, Cantona instó a los ciudadanos a boicotear a los bancos retirando todo el dinero que tuvieran en ellos. Para rematar, en 2012 buscó firmas para ser candidato a la presidencia de Francia.

En efecto, así es Eric Cantona, siempre conflictivo siempre polémico y en ocasiones hasta arrogante. Sin embargo, su elegancia y su finura en la cancha también se ven reflejados en todos esos proyectos que busca llevar a cabo con la misma entrega con la que jugaba y pateaba el balón.