Manny Pacquio entrena más duro que nunca cuando faltan solamente 12 días para su pelea contra Floyd Mayweather, pero eso no le impide atender a las distinguidas visitas que recibe en el gimnasio donde entrena, entre ellas el legendario Sylvester Stallone. Y es que para nadie es un secreto que el boxeador filipino es un fanático de las películas de Rocky Balboa, por lo que la convivencia con su creador le trajo un momento de esparcimiento y, además una nueva posibilidad de trabajo.

Comentamos lo anterior porque Stallone le manifestó una vez más al Pac-Man, su deseo de que forme parte de la cuarta saga de "Los Indestructibles" pretensión que viene arrastrando desde el 2009, consciente de que Manny tiene experiencia tanto en la televisión como en el #Cine en su país, donde ha sido protagonista en varias ocasiones. El gimnasio "Wild Card Gym" fue el escenario de la reunión en la que también estuvo presente el entrenador, Freddie Roach, obviamente el tema principal fue la pelea del siglo, y Pacquio comentó que se siente en su mejor momento para vencer a Mayweather porque su principal ventaja es que no tiene problemas para mantenerse en el peso que exigen las autoridades boxísticas.

Sylvester Stallone también comentó que una gran amistad lo une a Manny Pacquiao y por eso es una costumbre entre ellos reunirse en los entrenamientos previos a sus peleas. Agregó que está seguro que el enfrentamiento entre ambos boxeadores será todo un suceso, ya que es histórica la expectativa que se está desatando alrededor de ella.

Antes de despedirse de "Rocky Balboa", el "Pac-Man", prometió pensar en la posibilidad de formar parte del elenco de "Los Indestructibles", y advirtió que en caso de aceptar sacará todos los trucos que ha aprendido en el boxeo para no quedar en ridículo frente a los actores que le han dado vida, a los grandes héroes del cine de acción de los últimos tiempos.  Este comentario desató las carcajadas de todos los presentes y dio pie para que Stallone se tomará la tradicional selfie, al lado de Manny Pacquiao.