Los Grizzlies de Memphis maniataron a los Warrios de Golden State y arruinaron la noche de Stephen Curry quien recibió el premio de Jugador Más Valioso (MVP) minutos antes del partido. Por marcador de 97-90, los Grizzlies empataron la serie 1-1 y regresarán a Memphis con el ímpetu de tener de regreso, y en buena forma, al base Mike Conely quien regresó tras una operación facial hace una semana.

La noche se suponía era una fiesta en la bahía de Golden State. El Oracle Arena se rindió ante su mejor guerrero, Stephen Curry, quien recibió de las manos del comisionado de la NBA, Adam Silver, el premio de MVP de la temporada; el público estalló cuando el partido comenzó, confiado que su equipo sacaría el triunfo, así como lo había hecho las últimas 21 veces que jugó en California. Pero apenas dio inicio, los Grizzlies, aparentes víctimas, sacaron los dientes, dieron el primer golpe y nunca miraron atrás.

Mike Conely, que apenas hace ocho días se sometió a una cirugía facial, regresó al quinteto titular, y aunque estaba en duda su ritmo de juego y tenía los minutos contados, aprovechó cada instante en la duela. Con una máscara protegiendo su rostro, fue un valioso aliado en la defensa y un pilar a la ofensiva con 22 puntos en 27 minutos de juego.

El centro español, Marc Gasol, y el alero Zach Randolph, hicieron lo suyo en pintura con 15 y 20 puntos respectivamente, además de acumular 13 rebotes y 3 robos en conjunto. Pero más allá de la efectividad ofensiva de sus cinco titulares que anotaron 81 de los 97 puntos del equipo, fue su defensiva la que ganó el juego.

En Tony Allen se puede resumir el partido quien fue una camisa de fuerza para el rival que se le enfrentase, en especial el escolta Klay Thompson quien fue limitado a 13 puntos en 15 intentos al aro y apenas anotó uno de sus 6 tiros desde la línea de los triples.

Los Warriors nunca estuvieron cómodos al ataque, pero incluso cuando la ofensiva no respondió, se aferraron a su defensa. Por momentos selló la llave y que provocó 14 perdidas al rival. La defensa los metió en el partido y al final del segundo cuarto cuando se pusieron a 2 puntos, pero en menos de 2 minutos, Memphis tuvo una ráfaga de 9-0 para afianzar su ventaja e irse al descanso 50-39.

En la segunda mitad Memphis encontró ventajas de casi 20 puntos, pero los Warriors no dejaban de luchar. Aunque no encontraron el triple, fallando 20 de sus 26 intentos, los locales se las ingeniaron para mantenerse cerca, pero cada vez que se aproximaban, los de Memphis los repelían con su dura defensa. La daga llegó con menos de 2 minutos de juego cuando Conely, al borde de los calambres, encestó un triple que les regresó una ventaja de doble dígito.

A primera hora, en la Conferencia Este, los Atlanta Hawks nivelaron la serie a un juego, tras ganar 106-90 a los Wizzards de Washington. Sin su figura John Wall, los Wizzards sufieron 16 perdidas que les costó el mismo número de puntos, y aunque mantuvieron el juego cerrado, les faltó oficio para cerrar el juego que tuvo un último parcial de 26-15.

DeMarre Carroll fueel líder de los Halcones en puntos con 22, mientras que el alero Paul Millsap agregó una doble decena con 11 rebotes y 18 unidades.

Ambas series se reanudan el sábado 9 de mayo. #Deportes Ciudad de México #Deportes Jalisco #Deportes Morelos