El entorno del futbol internacional se ha conmovido como nunca antes en la historia de este deporte a nivel organizado. Joseph Blatter, el otrora intocable magnate de la FIFA, ha renunciado a este organismo por falta de apoyo, en un entorno de acusaciones de corrupción y detenciones realizadas por el FBI estadounidense.

Conviene saber cómo es que este personaje llegó a tener tanto poder y de qué manera se dio la cronología de su ascenso y caída. Fueron diecisiete años los que Blatter encabezó la FIFA, desde que asumiera su dirección en 1998. Posteriormente se reeligió cinco veces de manera consecutiva.

Nueve fueron los mundiales que este ahora ex directivo helvético organizó, iniciando con la Copa del Mundo de México 1986 hasta llegar al Mundial de Brasil 2014.

En 1975 Blatter ingresó a la FIFA, asumiendo la dirección de programas de desarrollo. Seis años después, en 1981, fue nombrado secretario general y desde 1990, ocupó el cargo de secretario ejecutivo. Blatter llegó a la presidencia de la FIFA en 1998, al vencer en un proceso electoral al sueco Lennart Johanson.

Una referencia clave para comprender la actual desgracia del helvético, se dio en el 2002, cuando poco antes de la Copa del Mundo Corea y Japón, Blatter fue acusado por Johansson de corruptelas. Sin embargo, el suizo consiguió derrotar en un nuevo proceso electoral al camerunés Issa Hayatou y fue reelegido.

En el año 2007, Blatter, sin oposición alguna, fue reelegido por tercera ocasión consecutiva. Entonces lanzó un veto contra urbes con una altura superior a los 2,500 metros sobre el nivel del mar. Tres años después, Blatter es acusado de tomar sospechosas decisiones, en este caso por la elección de Sudáfrica como sede de la Copa del Mundo del 2010. Además, el suizo amenazó a España de quedar fuera del balompié internacional, por la intervención del gobierno español en la Federación de esta nación europea.

Blatter en el 2008 fue reelecto una vez más y se manifestó en contra de la utilización de recursos tecnológicos en el campo de juego. En este año 2015, muchos colaboradores de Blatter fueron detenidos por el FBI por acusaciones de corrupción, específicamente en la elección de Rusia y Qatar para los Mundiales de 2018 y 2022, respectivamente.

Con todo y lo anterior, Blatter fue reelegido para un quinto mandato en la FIFA, pero en un entorno de gran rechazo, en especial por parte de patrocinadores importantes y confederaciones como la de Europa. Poco después, Blatter renunció a la dirigencia de la FIFA por carecer de apoyo de las diferentes ligas asociadas. Además, se ha difundido que el FBI investiga la labor del ex directivo suizo al frente de la FIFA.  #Futbol