Tranquilamente instalado en el hotel de concentración de la Selección Mexicana de Futbol, “Tecatito” Corona prefiere descansar a disfrutar de la tarde libre que Miguel Herrera concedió a sus muchachos para pasear por Chicago. Y es que aunque la molestia que sufre en la rodilla es leve,  Corona prefiere ser cauto y preservarse para lograr estar al cien por ciento en caso de que “el Piojo” lo requiera durante el certamen.

En entrevista concedida, señala su firme intención de reivindicarse en el tricolor de la mala actuación que el seleccionado tuvo en tierras sudamericanas durante la Copa América, donde fueron eliminados tempranamente y dejando muchas dudas sobre la capacidad y el planteamiento #Futbolístico de la “selección alternativa” de Herrera.

“Hay que darle vuelta a la página”, confía, “estoy resentido por lo que pasó… no me siento a gusto y esperamos revertirlo acá”. Corona es el único seleccionado que dobletea durante la actual gestión del “Piojo” Herrera y ha destacado por ser “diferente”, es decir, es un elemento que encara, que apuesta siempre al regate para lograr ventaja sobre el adversario, situación que lo hace especial y al parecer es el motivo por el que fue llevado a la Copa Oro.

Esta misma situación le ha acarreado algunas críticas de los timoratos del balompié nacional que lo acusan de abusar del individualismo y dejar la colectividad en segundo término. Corona, según estos mismos “analistas”, debería ser otro simple “controlador y pasador” del balón, de los que abundan en el futbol mexicano y que se conforman con seguir las instrucciones del director técnico al pie de la letra, con lo que han asegurado un lugar en el representativo nacional.

Respecto a su futuro inmediato, el “Tecatito” asegura que se integrará al Twente a su regreso a Holanda, y aunque reconoce algún interés del PSV, prefiere llevar las cosas con tiento: “de principio voy allá y luego veremos si sigo o me quedo por ahí”.

Representativo cubano, incompleto

La madrugada de este martes arribó a los Estados Unidos la selección de Cuba que enfrentará a México el próximo jueves. Los cubanos llegaron sin su entrenador Raúl González ni otros seis seleccionados, quienes, según Walter Benítez, asistente técnico de González, se reintegrarán al colectivo el miércoles, pues vienen de participar en el preolímpico que se realizó en Antigua y Barbuda.

Walter Benítez reconoció la gran diferencia de su representativo con el seleccionado mexicano, pero asegura que pasarán a la siguiente fase. Abundó en la confianza, que con la apertura que está logrando su gobierno, pronto algunos futbolistas cubanos podrán emigrar al extranjero para acumular la experiencia necesaria que redunde en un crecimiento en el balompié de la isla. #Deportes Ciudad de México