Cada vez es más frecuente ver cómo los futbolistas que lo parecen tener todo en Europa hacen las maletas y se van a China. Lo que en estas últimas temporadas venía haciendo la MLS, Qatar o incluso la Premier Rusa, ahora es la liga China la que aglutina jugadores de prestigio para darle caché a su competición y que el fútbol asiático emerja. 

El último que ha hecho las maletas para irse a China es Jackson Martínez, delantero colombiano que ha abandonado el Atlético de Madrid para enrolarse en las filas del Guangzhou Evergrande, dirigido por Luiz Felipe Scolari a cambio de 42 millones de euros. 

En este mercado invernal de fichajes en Europa, gran cantidad de jugadores de en teoría primer nivel han hecho las maletas y se han ido a China: Gervinho, Guarín, Jefferson Montero, Ramires o el propio Jackson son algunos de los nombres más destacados. 

No se sabe del todo cierto el motivo por el cual de repente la liga China despierta tanto interés.

Anuncios
Anuncios

Se presupone que es por las grandes cantidades de dinero que se manejan: a los 42 millones de Jackson, hay que unirles los 33 que ha costado Ramires, 18 Gervinho o los 10,5 de Guarín. En todo caso, en el pasado mundial de clubes, competición que ganó el FC Barcelona ya se vio como el propio Guangzhou tenía varios jugadores de prestigio, entre ellos Robinho. 

Cierto es que se comentaba después del mundial de clubes, que el fútbol chino quería seguir evolucionando y creciendo para poder competir contra los grandes equipos que van clasificados de la Champions y de la Copa Libertadores. 

Después del flamante fichaje de Jackson queda una liga china con muchos jugadores, que si bien es cierto no estaban en su mejor momento, son de prestigio y que han dado mucho en Europa. 

El nuevo fútbol parece que sigue las corrientes asiáticas, y cuando por fin la gente estaba empezando a entender los motivos por los cuales un jugador abandonaba Europa para ir a la MLS con carrera por delante, ahora sale China fichando a precio de crack a cualquier jugador que da síntomas de debilidad en su club.

Anuncios

El fútbol moderno era esto. China, nuevo mercado por explorar. 

  #Futbol