Queda sólo una semana para el retorno de la mayor competición de clubes europeos. La “Champions League”, volverá a paralizar los martes y los miércoles. Con motivo de este acontecimiento en la próxima semana traeré un pequeño análisis de los contendientes. Con esta pequeña introducción doy paso ya al primer análisis.

Paris Saint Germain y Chelsea se verán las caras el próximo martes en lo que tiene que ser uno de los mejores duelos de los octavos de final. El aprendiz avanzado contra el maestro, el nuevo contra el ya clásico. Dos modelos de gestión parecidos pero distintos en el tiempo y en los logros.

El Paris Saint Germain o PSG es un equipo que se encuentra  en un momento clave de su evolución como equipo grande de Europa.

Anuncios
Anuncios

Es ahora o nunca, de momento es un gran club, pero le queda un pasito adelante para convertirse en el equipo temible que por nombres debería ser.

Entrenados por Laurent Blanc y liderados por Zlatan Ibrahimovic, el PSG tiene un estilo de fútbol lento conducido por Motta y Verratti, amos y señores del medio campo francés. Acompañados por Matuidi que ejerce de pulmón y con Pastore y Lucas Moura como sustitutos de garantía.

La defensa tiene experiencia de sobra, largos laterales y la dupla defensiva brasileña deberían hacer de la defensa una muralla, que no es así. A las pájaras defensivas de David Luiz se debe añadir la inexperiencia en grandes porteros del portero alemán Trapp. La defensa aparte de los titulares también hay que destacar al también brasileño Marquihos y al otrora joven promesa Van der Wiel y a una de las sensaciones de la temporada Kurzawa.

Anuncios

Finalmente y una de las claves de este equipo su delantera. Sólo por nombres ya deberían asustar, Ibrahimovic, Cavani y Di Maria, pero que además cuenta, de momento, con Lavezzi como recambio de garantías y un posible revulsivo que cambie la velocidad del partido.

Enfrente tendrán a un desdibujado Chelsea, que ha sustituido al siempre polémico Mourinho por el calmado Hiddink, pero a pesar de mejorar un poco la imagen dada con el portugués, el equipo de Abramóvich, sigue deambulando por la Premier, dando a entender que el técnico portugués, a lo mejor, exprime demasiado a sus plantillas.

Una plantilla de ensueño, de trabajadores y muy profunda no debería estar 13º en la liga. El considerados por muchos uno de los mejores porteros del mundo en la portería, Courtois, una defensa experimentada y segura, lideradas por el clásico entre clásicos, John Terry, un mediocampo que compensa la magia de Oscar y Cesc con el despliegue táctico y físico de Mátic o Mikel.

Y una delantera, que sin poseer jugadores top, más allá de Hazard no anda corta de clase y elegancia.

Anuncios

Pedro, William, Diego Costa, Remy, Falcao y ahora Pato, no deben ser nombres que despreciar, pero el Chelsea está lejos de su nivel.

El Chelsea está lejos del equipo que dejó Mourinho, lejos de aquel equipo férreo en defensa y rápido y resolutivo en ataque, que a pesar de todo, esto es #Champions League y todo puede ocurrir. ¿Quién ganará? ¿Qué magnate saldrá reforzado de esté enfrentamiento? Siete días para preparar un partido que puede cambiar la visión total de la temporada. Para el PSG, caer en octavos de Europa puede suponer una temporada fracasada, mientras que para  el Chelsea Europa es la única solución y la única salvaguarda que le queda en esta desastrosa campaña. #Futbol