Guardiola se juega su puesto. Así de contundente podría ser el inicio de este artículo. Ciertos rumores apuntan que de caer en este emparejamiento el técnico del Bayern podría disfrutar de unas vacaciones adelantadas.

 

Con su fichaje ya confirmado por el City y con su relevo (Ancelotti) preparando la siguiente temporada, Josep Guardiola tiene enfrente el objetivo de lograr la #Champions League. Título que se le ha resistido las dos últimas temporadas donde cayó en semifinales ante los futuros ganadores, Real Madrid (2014) y F.C Barcelona (2015).

 

El técnico catalán deberá hacer frente al subcampeón con prácticamente todos sus centrales lesionados. Benatia, Boateng, Javi Martínez y Badstuber se perderán el enfrentamiento, dejando al club bávaro en cuadro y con Guardiola teniendo que inventarse un centro de defensa.

 

Conociendo al técnico, se presupone que la opción más factible será la de situar a algún mediocampista en el sitio de central, ya lo hizo en Barcelona con Toure, Busquets o Mascherano, aunque no descartaría un nuevo caso Abidal y trasladando un lateral hacia el centro de la defensa. De momento, en el último partido contra el Augsburgo, alineó a un pivote como Kimmich y al polifacético Alaba.

 

El resto del equipo parece mucho más claro, Neuer en la portería.  Lahm y Bernat como supuestos laterales, siempre y cuando Guardiola opte por una formación de cuatro defensores. Vidal, Müller, Thiago, Robben, Douglas Costa y Lewandowski. Parecen los claros candidatos a ser la formación del equipo alemán el próximo martes. Aún queda una semana y si a algo nos tiene acostumbrados Guardiola es a sorprendernos.

 

Sea cual sea el once que presente el próximo 23 de febrero, el equipo alemán buscará la posesión del balón y su control absoluto  (obsesión de Guardiola), buscando llegar al área a través de los pases, dejando las roturas de ritmo en manos de Costa y Robben.

 

En frente estará la Juventus de Turín. Entrenados por Allegri, que se ha repuesto de gran manera a su inicio dubitativo y ha vuelto por sus fueros a dominar con puño de hierro la Serie A. Llevando 13 victorias seguidas des de que salió derrotado contra el Sevilla en la última jornada de la fase de grupos de la Champions League.

 

Al igual que con Guardiola, Allegri es reacio a mantener una formación estable, y habrá que ver si sale con una defensa de cuatro u opta por una defensa de tres centrales. Por ejemplo, su último partido contra el Nápoles jugó con una defensa de cuatro, pero en el partido contra el Manchester City, posiblemente el rival más duro de la temporada la hizo con defensa de tres.  

 

Al igual que con el Bayern, es difícil predecir un equipo, aunque Buffon es un fijo en la portería, así como Bonucci. De los demás miembros de la defensa Barzagli o Chiellini en defensa de cuatro o los 2 en defensa de tres. Dejando a Cáceres, Evra y Lichtsteiner como posibles candidatos o recambios.

 

El resto del equipo parece un poco más claro, descartado Cuadrado, Khedira, Marchisio, Pogba son fijos para Allegri con Hernanes, Asamoah como posibles acompañantes. Y finalmente la delantera. La lógica indica una dupla entre Morata y Mandžukić. Por nombre son los candidatos ideales para enfrentarse a la mermada defensa alemana, pero no es nada descabellado que una de las sensaciones de la temporada Dybala acompañe al delantero español, con el que se compenetra a la perfección.

 

La Jueventus de Allegri, todo y con las incógnitas de su formación, esperamos un equipo bien parapetado defensivamente, muy firme y contundente. Con amplio rigor táctico para responder a la movilidad del balón del equipo alemán y con una amplia movilidad de los delanteros para buscar las posibles fallas defensivas ante la manca de centrales de Guardiola. #Futbol