Juventus muestra su jerarquía y candidatura de Orejona

El equipo de Massimilliano Allegri, llegaba con dudas en cuanto a lo que estaba pasando fuera del rectángulo verde. Una disputa entre el técnico y el gran defensa italiano Leo Bonucci no llegaba en el mejor momento para los bianconeri. Al final el pentacampeón de Italia, tuvo el aplomo en el campo de los Dragones del Porto. El marcador de 2-0 pudo ser mayor.

La Juve con el esquema de 4-2-3-1 le complica a quien sea en Europa. En otros años con Vida, Pirlo o hasta Pogba tenía una línea de 5 en la media. Sin ellos se ha sabido adaptar, con un Pjanic y Khedira que han tenido un lento arranque de temporada pero a partir de allí son dos péndulos tremendos.

Anuncios
Anuncios

Mandzukic siendo delantero se ha adaptado a jugar por la banda y junto a Cuadrado del otro lado, crean muchas opciones para Dybala de media punta con Higuaín como 9.

La Juve comenzó sin el balón con un tiro aislado del argelino Brahimi de tiro libre. La única brisa que molestó a Bufón en Portugal. De allí la Juve agarró el cuero y era mejor con 11. El lateral Alex Telles le corto de tajo las piernas a Cuadrado y Lichtsteiner en tontas faltas, para que se fuera expulsado.

Cuadrado avisó en una jugada preparada con un tiro desviado. Al final del primer tiempo, Dybala avisó con un misil a ras de hierba al palo. Alex Sandro sigue siendo un lateral tremendo, que llegó cuantas veces quiso. El brasileño mandó un buen centro que Khedira remató apenas desviado. Sandro era ese lateral que no pudo ser Evra y perfecto en defensa y ataque con el suizo Lichtsteiner.

Anuncios

En el segundo tiempo, el Porto de Nuno Espirito Santo tuvo empuje y salió más de su área en los primeros 20 del segundo tiempo. Higuaín avisó con un tiro con rosca afuera del área. Allegri cambió a Cuadrado por el juvenil Pjaca. El extremo izquierdo del Zagreb, anotó en una pared donde un rebote en el mexicano Layún, le dejó el balón para el tiro raso que venció a Casillas.

El segundo gol de la Juve llegó al 74 con una ampliación del péndulo ex Lyon y Roma, Pjanic. Dani Alves que acaba de entrar bajó de pecho un centro de Sandro para que cayendo la metiera como si fuera un centro delantero. Merecido resultado de una Juve que no gana con su estilo pragmático, pero que con su 4-2-3-1 es un equipo que puede complicar a quien sea en Europa.

El Sevilla se va con un sabor amargo gracias a Vardy

El #Sevilla de Sampaoli dominó en posesión, llegadas y en volumen de juego un gris #Leicester City. El francés Nzonzi en medio campo era la punta de lanza y como seguro para frenar ese estilo de contragolpe de los Foxes.

Anuncios

Arriba Sarabia y Jovetic constantemente recibían con oportunidad de dañar la meta de Schmeichel.

El Sevilla encontró un penal en una falta clara del capitán Morgan. El hijo del gran Peter, paró bien el penal al joven delantero Correa. El gol lo encontraron los de Nervión con el golazo de Sarabia. Un centro perfecto del lateral Escudero y el martillazo de Sarabia de cabeza.

En el segundo tiempo, el Leicester tuvo un poco más el balón pero siendo lento y con mucho pelotazo en las pocas oportunidades. En ese muy pequeño lapso de los Foxes, vino el pelotazo y Jovetic le ganó la espalda a Morgan para que cediera a Correa que venía detrás. Al final el Leicester en una jugada aislada, Drinkwater encontró en una diagonal a un sólo Vardy. Una renta valiosa para los Foxes. Inmerecida pero de oro para la vuelta. #Juventus