GGG exhibido pero retiene por DU vs Jacobs

Gennady Golovkin llegaba confiado a una defensa más de sus títulos medianos de la FIB, CMB, OIB y AMB. Danny Jacobs no se prospectaba a ser un flan, pero si una pelea donde la racha de KO de 23 peleas podía continuar. Al final Jacobs duró toda la ruta y pudo ensuciar la pelea lo suficiente en el clinch y golpes de ángulos extraños para darle un susto a GGG y todo Kazajistán. El Madison Square Garden fue el escenario de una pelea entre dos noqueadores (racha de 12 KO de Jacobs), que se fue a las tarjetas. #Golovkin retuvo pero Jacobs puso la rúbrica de como poder vencer al europeo.

Golovkin es un peleador que aguanta golpes y se engalla conforme avanza la pelea y le meten algo las manos.

Anuncios
Anuncios

El kazajo se busca los ángulos presionando al frente, aprovechando al ir al frente con los codos y buscar dañar con su poderosa derecha. Jacobs entendió y preparó perfectamente la pelea. Jacobs trató de igualar la pelea metiendo la cabeza y metiendo combinaciones al entrar al clinch y dar un paso hacia atrás. Golovkin de cualquier manera fue el que llegó más completo a los últimos rounds.

En el cuarto asalto, GGG tiró a Jacobs con dos derechas potentes. El 5to fue para GGG con fuertes upper y un derecha al cuerpo. El 6to fue el mejor round para Jacobs con combinaciones rápidas y buen movimiento lateral. El cambio de guardia en la pelea a zurdo, le complicó aún más las cosas a Golovkin. En los rounds de campeonato, fue donde Golovkin pudo dañar en la corta distancia a su rival con uppercuts.

Anuncios

Esa fue la medicina de GGG en el último tercio de la pelea. Al final el 114-113 de un juez fue dudoso pero el 115-112 justo, porque Golovkin conectó los golpes más potentes en general en todo el combate.

Chocolatito derretido por Wangek

Román González ha sufrido mucho desde que subió de ser peso mosca a super mosca. El tailandés Wangek o Srikaset sor Rungvisa cortó al de Nicaragua con un cabezazo que fue penalizado. Antes de eso, el asiático lo tiró en el primer asalto. La revancha parece asegurada porque muchos creyeron que el centroamericano campeón del CMB superpluma,se llevó de allí la pelea. Lo que es cierto es que menospreció a Wangek. El asiático con combinaciones rápidas en la corta distancia, tuvo su argumento de rounds cerrados en la parte medular del combate.

#Chocolatito queda ahora con 46-1 y el 50-0 se quedó en un sueño. Las tarjetas de 114-112 y de 113-113 son cerradas pero debe haber una revancha. La pelea fue competitiva y al final el retador debe ganar convincentemente al campeón. Una de las mayores sorpresas en el #Boxeo en tiempo reciente.