Anuncios
Anuncios

Como ya es sabido, la Selección Mexicana de Futbol cayó eliminado el día de ayer con un resultado en contra de 1-0. El equipo de #Osorio se demostró fragilidad en las distintas etapas del torneo. El bajo nivel futbolístico que existe en la zona permeó que el cuadro azteca saliera avante de situaciones que lo acercaban al ridículo. A pesar de tal, luego de un triste funcionamiento contra los jamaicanos, llegó lo que se había estipulado partidos atrás, la derrota. A partir de aquí la mayoría de la gente en #México quiere la renuncia del técnico nacional, sin embargo es necesario ampliar la capacidad de análisis para determinar lo que realmente se está haciendo mal.

Anuncios

¿Cuándo entenderán?

Históricamente los equipos mexicanos han dominado el área de Concacaf. Dicho esto, es común también que los equipos "B" no ganen la #Copa Oro. Hoy en día más que en otras épocas el futbolista mexicano está sobrevalorado, esto al menos dentro del país. Cualquiera puede vestir la playera nacional, no obstante, cada vez se ve más devaluada por actuaciones como la del día de ayer. No existe ningún futbolista mexicano en ninguna de las versiones de la selección que muestre las condiciones o actitudes necesarias para jugar en la élite de futbol internacional.

Juan Carlos Osorio lleva más de un año en el cargo. El hombre es un tipo inteligente, sin embargo, no demostrado capacidad para entender de qué manera funciona una selección nacional. El técnico ha cambiado constantemente de alineación y roles dentro del terreno de juego, insiste con algunos jugadores que se perciben inamovibles que no acaban de "cuajar".

Anuncios

En principio, el estratega colombiano aceptaba los fallos, así como aceptaba cualquier sugerencia que se le pudiera dar, pero luego de varios meses dentro del cargo se conoció a una versión nunca vista desde su llegada, el hombre comenzó a perder los papeles en varios partidos.

Osorio llegó sin ser conocido

La llegada de Osorio fue algo sorprendente, ya que era un nombre poco sonado en México. Tanto Decio de María, como Guillermo Cantú avalaron la llegada de un técnico, a sabiendas de su forma de trabajar. Pese a algunas actuaciones deplorables siguen apoyando al proyecto actual. Ambos quieren alejarse de los tiempos en que se cambiaba de seleccionador cada dos años, sin embargo, dejan de lado cuestiones que sólo han afectado al futbol mexicano aún más. Finalmente esto sigue siendo un buen negocio.

México debería replantearse su continuidad en la Copa Oro cada dos años. Existen muy pocas selecciones que pueden armar dos equipos competitivos, fuimos testigos de una de ellas en la Copa Confederaciones.

Anuncios

El cuadro mexicano difícilmente completa un 11 medianamente competitivo, deben de dejar de mentirse así mismos y entender que sólo debe existir un equipo mexicano. La Copa de Oro puede esperar, los jugadores dejar de ser mimados, el técnico entender el significado de lo que es una selección y los directivos puntualizar que lo más importante es y siempre será el aspecto futbolístico.