Anuncios
Anuncios

Parece casi increíble que han transcurrido más de 18 años desde aquella vez que una generación dorada de futbolistas mexicanos, compuesta por nombres como: Claudio Suárez el estandarte de la defensa nacional; tres porteros de la talla de Jorge Campos, Óscar Pérez y Oswaldo Sánchez; Pavel Pardo, Salvador Carmona, Alberto García Aspe, Germán Villa, Ramón Ramírez, Luis Hernández, Jesús Arellano, un joven Rafael Márquez y el emblemático Cuauhtémoc Blanco; nos llenaban de alegría y nos hacían soñar por unos instantes, pues México se consagraba campeón de la Copa Confederaciones 1999, derrotando en el Estadio Azteca a un imponente Brasil con un marcador de 4-3.

Anuncios

La afición mexicana, asegura que aquella camada de jugadores, conformaban la mejor generación de la selección mexicana de la historia y que es poco probable, tengamos la fortuna de volver a conformar un equipo de tal calidad. Pues resulta inimaginable contar nuevamente con una defensa tan sólida y de gran confianza, como la conformada por Rafa Márquez y "El Emperador", Claudio Suárez. De igual manera, un mediocampo tan aguerrido e impenetrable, como el que comandaban Pardo, García Aspe, Germán Villa, Jesús Arellano y Torrado, así mismo una delantera letal, sin miedo a nada, liderada por Cuauhtémoc Blanco, seguida de "El Matador" Hernández, Palencia y Abundis. Sin lugar a duda, era una selección que elevaba las expectativas de todo compatriota que la veía jugar.

La nueva generación

Sin embargo, el inevitable cambio generacional poco a poco fue dejando fuera a cada uno de esos futbolistas, para así, dar pie a que nuevas promesas se fueran formando y nueva sangre refrescara la escuadra azteca. Ese mencionado cambio en la generación de nuestro balompié, propició que cada vez fueran más los futbolistas mexicanos, que brincan el continente, para jugar en las mejores ligas de Europa como España, Inglaterra, Alemania, Italia, Portugal y Holanda.

Anuncios

Hecho que causa que los ojos de las mejores ligas del mundo estén puestos en la Liga Mexicana y en los jóvenes con calidad de exportación que puedan jugar en ligas de élite.

Actualmente, con mayor cantidad de jugadores nacionales desempeñándose en el extranjero, así como la gran competencia que existe entre los jóvenes futbolistas en nuestro país, es posible que seamos testigos de una nueva generación dorada, pues individualmente, poseen capacidades necesarias como para decir que esta puede ser la mejor selección que ha dado el fútbol mexicano hasta el momento, la pregunta es: ¿Conseguirá una hazaña similar a la lograda en 1999?

La falta de continuidad

Pues es cierto, que estamos frente a un grupo de grandes futbolistas, sin embargo la falta de constancia, han mermado el juego de la Selección, pues el juego de conjunto no termina por convencer y los partidos son rescatados por las individualidades de los jugadores. Tal es el caso, que cuando México sale a medirse en competencias de gran magnitud en contra de las potencias mundiales; la ilusión del pueblo mexicano es derrocada por un 7-0 frente a Chile o un 4-1 en contra de Alemania.

Anuncios

La calidad de las selecciones mencionadas es indudable, sin embargo, con los jugadores de calidad internacional que lleva el conjunto nacional y el buen momento que viven en sus clubes ¿No se debería esperar algo más?

Nos encontramos tan sólo a meses de la justa mundialista, a desarrollarse en Rusia el siguiente año y México obtuvo una clasificación temprana, por lo cual, cuenta con tiempo suficiente para consolidar un equipo base y darle continuidad, para así, satisfacer a su afición brindando un digno papel en el mundial y asegurar con firmeza que la generación de ahora, se puede comparar e incluso ser mejor que a la de hace 18 años.

Los hombres clave rumbo al mundial

Afortunadamente la portería está bien reguardad, pues Guillermo Ochoa, Talavera, Corona y Cota que empieza a levantar la mano, han demostrado ser de confianza en el arco. Del lado de la defensa, ante la inminente salida de Rafa Márquez, la zaga ha quedado liderada por Héctor Moreno; quien ya ha sido figura en Holanda, España, por lo cual, recientemente ha sido adquirido por la Roma de Italia. En la última línea también lo acompañan defensas de gran envergadura como: Diego Reyes, Néstor Araujo, Oswaldo Alanís, Carlos Salcedo, Hugo Ayala, Miguel Layún, Paul Aguilar; quienes en sus respectivos clubes son los líderes en esa área del campo. El mediocampo parece ser de las zonas mejor cubiertas, pues se cuenta con contenciones de calidad como Jesús Dueñas y Jesús Molina; además de centrocampitas de experiencia como Andrés Guardado; quien jugará su cuarto mudial y que esta ocasión tomará el rol de capitán, Héctor Herrera, Jonathan Dos Santos, Marco Fabián; sin mencionar a la sangre nueva como Orbelín Pineda, Erik Gutiérrez y Rodolfo Pizarro. Por otro lado, los atacantes poseen cualidades como nunca se habían visto, ya que destacan por su velocidad y virtudes para dejar atrás a cualquier rival como es el caso de: Jesús Corona, Hirving Lozano, Giovanni Dos Santos, Carlos Vela, Javier Aquino y Jürgen Damm. Finalmente, los centros delanteros, con base en sus goles y buenas actuaciones, han dejado en claro que deben ser los hombres gol en el combinado nacional, me refiero a Raúl Jiménez, Oribe Peralta, Alan Pulido y por supuesto Javier "Chicharito" Hernández.

Sin duda, esta generación de futbolistas está hecha y se encuentra en constante crecimiento para conseguir cosas grandes y lograr ponerse bajo los reflectores de la orbe de aquí a Rusia 2018, en donde será su examen más difícil y ahí demostrar que no sólo son nombres los que componen este equipo, sino, que juntos forman la mejor escuadra azteca que ha asistido a un mundial de fútbol. #SelecciónMexicana #confederaciones1999 #Futbol