Anuncios
Anuncios
6

Los Houston Astros entraron al juego 4 arriba en la Serie Mundial 2-1. De cualquier manera, la novena de A.J. Hinch tenía la obligación de ganar el 5to del clásico de otoño, con Clayton Kershaw amenazando el último juego de la postemporada en Minute Maid Park. El equipo sigue sin batear y salvo en la serie divisional contra Boston, lo demás han sido chispazos. El equipo en casa, en la ALCS contra NYY, apenas ganó con lo mínimo producto de gran pitcheo abridor.

En esta Serie Mundial, de no ser por una explosión ofensiva en la 9na entrada y extra innings del juego 2 más un racimo de 4 en la 2da del juego del viernes, bien podríamos decir que los Dodgers ya serían campeones.

Anuncios

Esos espejismos han enmascarado la pésima ofensiva de Houston y específicamente de José Altuve con el madero (sólo 1 HR un 2B en 4 partidos y de 15-3 con 3 hits en total). Lo mismo se puede decir de Carlos Correa. George Springer mejor ha sido el bate determinante y que despertó como leadoff; el antesalista Alex Bregman ha sido sólido con su guante y bate.

El buen pitcheo abridor se ha hecho presente, pero ha sido una serie muy irregular en el bateo de ambos equipos. Pero a pesar de ir abajo y con la misión de ganar el 4to juego, los Dodgers de Dave Roberts son un equipo que está más blindado en el bullpen y esa se comentó sería la diferencia vs Houston. Los Astros han podido exprimir a brazos como el de Brandon Morrow pero nada más. Los Kenta Maeda, Justin Watson, Tony Cingrani y el closer Kenley Jansen( salvo la botada en el juego 2), han podido maniatar a la ofensiva desde el bullpen. A Houston, le queda el comodín de contar con Justin Verlander (su pitcher más encendido) para el juego 6 en Chavez Ravine que puede ser de vida o muerte.

Anuncios

Pero de no batear, los Dodgers (a pesar de problemas en ofensiva de Bellinger, Seager u otros), se llevaran la serie por peso específico de su más estable cuerpo de relevistas. [VIDEO]

Morton y Wood se van sin decisión co Springer rompiendo el sin hit del abridor de LA

Charlie Morton volvió a tener una gran actuación en el montículo (recordando lo del juego 7 de la ALCS vs NYY). Una recta cascabelera que se metía a los vértices de la zona temprano en la cuenta. Luego con ventaja Morton se dio gusto poniendo splitter o curvas a las tierra para dar cacao. La recta adentro y baja también le sirvió de gran manera en el partido. El problema es que se fue quedando sin gas, como suele hacerlo en la 6ta. (lanzó 6.1 innings con 1 limpia y sólo 3 hits).

El joven ex Brave, Alex Wood siendo especialista en poner su recta en los cuadrantes bajos. Además de eso poniendo una curva de nudillos o cambio en esa misma localización para no ser predecible. Wood estaba tirando sin hit hasta que en la 6ta baja, Springer prendió la curva de nudillos baja pero que mordió algo de zona de strike.

Anuncios

Wood se fue tras 5.2 innings y ese solitario hit.

El subestimado Logan Forsythe da cátedra con el cuero y en ofensiva empató la pizarra a 1 vs Harris

Los Dodgers ante la crisis ofensiva recurrieron a caerle a Morton con el doble de Bellinger en la 7ma alta. Morton se fue quedando alto. El completo camarero ex Ray y Padre, #Logan Forsythe, ya se había lucido en defensa con jugadas a guante volteado, tirando a primera en dos ocasiones. Forsythe remolcó a Bellinger desde tercera a una recta por todo el medio de Will Harris. Con la pizarra 1-1, los Dodgers cambiaron el flujo en el juego. Forsythe es un gran pelotero que pasa desapercibido.

Hinch le respeta la jerarquía a Giles y el ex Phillie abre la puerta para el rally Dodger en la 9na

En la 9na alta, AJ Hinch no quiso continuar con Chris Devenski y se fue por su closer Ken Giles. El respetar las "jerarquías", cuando en ocasiones, el pitcher no está en su momento se paga caro. Giles permitió el sencillo de Seager en la 9na. Luego de la base por bola a Turner vino el doblete de Bellinger clave a una recta franca. Con la pizarra 2-1, Barnes empujó otra con fly de sacrificio ya ante la serpentina de Joe Musgrove.

Tras un cacao a Puig, vino Joc Pederson con la casa llena. Musgrove le dejó una recta alta y que no patinó del todo a las muñecas. El grand slam de Pederson acabó el juego 6-2. Joc (alguna vez en Menores este año) ha resultado de rebote una bujía ofensiva. Los Dodgers están en gran posición aún 2-2 en la serie. #Los Angeles Dodgers #World Series 2017