Seguramente usted es de los tantos y tantos mexicanos que vive al día con los raquíticos salarios o ingresos que percibe gracias a su actividad laboral.

 

En un mundo en crisis convulsionado por la devaluación de la moneda China así como su desaceleración económica, la caída en los precios del petróleo, la devaluación del peso ante el #Dólar y la incertidumbre del manejo en las tasas de interés de Estados Unidos, es prioritario cuidar el patrimonio inteligente.

 

Cuidar nuestro dinero es una responsabilidad personal, aquí te damos algunos consejos:

 

NO COMPRES A CRÉDITO:

En estos tiempos de crisis el comprar a crédito es una de las salidas para seguir adelante, sin embargo el uso del mismo es sumamente caro en nuestro país y el no tener liquidez para pagar suele generarnos dolores de cabeza muy fuertes.

 

Al momento que Estados Unidos anuncie el aumento a sus tasas de interés, el crédito se verá fuertemente afectado.

 

DIVERSIFICA TU DINERO

Si eres de los afortunados de tener capital sobrante, es buen momento para “no poner todos los huevos de la gallina en una sola canasta”, invierte en diversos y variados factores que te pueden dar la estabilidad necesaria en caso de una perdida. Las bienes raíces son una excelente opción ya que en este momento podrás comprar barato y vender caro cuando se recupere el mercado.

 

AHORRA Y CUIDA TUS RECURSOS

Aunque estamos conscientes que ahorrar en estos tiempos es muy difícil, siempre habrá una posibilidad. SI es posible compra tus víveres en supermercados que te den mejor costo o mejor aún en los mercados o central de abasto. Pronto verás la diferencia en las cantidades que compras.

 

Utiliza lo menos que puedas el vehículo, en distancias cercanas camina, ya que aparte de ayudarte a la salud, tendrás un ahorro en combustible significativo.

 

NO COMPRES LO QUE NO ES INDISPENSABLE

Analiza antes de hacer una gasto, piensa en que si comprándote eso que te gusta, tu vida va a cambiar o ser diferente. Te sorprenderás de ver que en la mayoría de los casos, no es urgente su adquisición.

 

REZALE A DIOS PARA QUE LAS COSAS CAMBIEN

Si no puedes llevar a cabo los consejos anteriores y has pasado a las filas de los nuevos 2 millones de pobres que tiene nuestro país, únicamente te resta rezar para que Dios ilumine a nuestro Presidente y su Gabinete, para que les llegue un rayo de luz que les aclare la mente y les explique los cambios que todos sabemos son necesarios en nuestra economía, menos ellos.

 

Pero como eso no va a suceder, mejor busca la mejor solución. ¡Suerte! #Bancos #Finanzas