16 de febrero de 2016

Hoy se realizó una de las reuniones más importantes en materia de producción petrolera, lo que sin duda marcará un capítulo importante en el mercado del crudo, así como en las decisiones de los países productores de petróleo. Todo por la difícil situación  a raíz de los bajos precios internacionales de éste. No es un secreto que desde la década de los 90 las decisiones de producción obedecen no solo a temas de rentabilidad, sino que han estado envueltas de temas geopolíticos.

Los ministros de petróleo, de cuatro de los mayores productores del combustible se reunieron hoy en Doha, Qatar para tomar decisiones sobre el futuro del mercado del crudo; Alexander Novak (Rusia), Ali al-Naimi (Arabia Saudita),  Eulogio Del Pino (Venezuela), y  Mohammed al-Sada (Qatar) mantuvieron una reunión, en al cual se tomaron decisiones y crearon acuerdo sobre la producción del carburante que ejecutaría cada país mencionado.

Producción Congelada

¿En qué consiste lo acordado? Rusia y Arabia Saudita (los dos mayores productores de petróleo) junto a Qatar y Venezuela, han acordado un tope en la producción petrolera, la cual está a expensas de que más países se unan al acuerdo. EL objetivo es claro, se espera que a partir de esto los precios del petróleo muestren una mejora. Es sumamente importante recalcar la iniciativa mostrada por los países mencionados, ya que se muestran intenciones claras de mejorar la situación. Aunque esto no será inmediato, ya que al ser solo dos países con un peso en verdad importante en la producción petrolera, los resultados pueden ser vistos hasta el segundo semestre del año.

Cabe recodar que alrededor de un año atrás, la OPEP (Organización de Países Exportadores de Petróleo) mantuviera reuniones con el mismo, y en las cuales se decidió no recortar la producción, para efectos de elevar los precios. Actualmente los niveles de petróleo exceden a demanda por niveles históricos,  lo que ha llevado a un desplome de los precios, los cuales se ha especulado podrían ubicarse incluso por debajo de los 20 dólares por barril (incluyendo el petróleo mexicano, que se estima llegue a 19 dólares a finales de marzo).

 

Un acuerdo de Incertidumbre

La situación actual  ha tornado insostenibles algunos proyectos ambiciosos para la extracción de petróleo (incluyendo proyectos de aguas profundas del Golfo de #México, África, Brasil) y obligado a detener por completo algunos proyectos (Shale Oil detuvo su producción en USA) debido a los costos de producción. Los costos por barril en algunas zonas se encuentran por encima del precio internacional, causando pérdidas.

A pesar de que este acuerdo junta a Rusia y Arabia Saudita (ambos países se encuentran en situación de niveles récord de producción), es de remarcar la ausencia de Irán e Irak, quienes no han mostrado intenciones de recortar su producción. Irán recientemente ha dejado a tras duras sanciones, por fin ha podido exportar petróleo a Europa, y que contrario al acuerdo, tiene planeado incrementar como sea posible la producción. Mientras tanto Irak ya está en situación de extracción récord, esto en busca de salir de situaciones de ausencia de inversiones y tiempos de conflicto.

Tal es el grado de incertidumbre que se ha generado a raíz de esta reunión, que incluso llegó a  frenar la disminución de los precios internacionales, el pasado viernes ante la especulación de la reunión efectuada hoy, los precios internacionales se ubicaron cercanos a los 30 dólares por barril, y hoy llegando a los $34 dólares. Habrá que esperar cómo evolucionan los precios ante esta decisión, y cuál es la reacción de otros países productores para contrarrestar – o no- la situación de los precios internacional. #Gobierno #Finanzas