Normalmente, cuando se comienza una relación de pareja se quiere estar junto a la persona amada, todo el tiempo. A medida que va pasando el tiempo, esa sensación de estar junto a la persona que se ama, decrece, y al mismo tiempo cada uno comienza a necesitar su propio espacio.

Algunas personas se alarman cuando ven que sus parejas o ellos mismos comienzan a alejarse para tener su propio espacio. Ven que comienzan a ser independientes, que ya no se está dependiendo uno del otro y eso comienza a desesperarlos en algunos casos. Pero no hay que asustarse cuando esto pasa es una evolución normal y hasta lógica en una pareja. No se puede siempre estar todo el tiempo juntos pegados como chicle. Cada persona necesita respirar, sentir que la otra persona controla todo sino que le deja ser libre dentro de la pareja.

Hay que tener en cuenta que la pareja está compuesta por dos individuos que deben ser independientes, no dependientes. Si bien comparten mucho, también es necesario disponer del espacio que cada individuo necesita tener dentro de la pareja.

Por esta razón, es importante que cada componente de la pareja tenga sus amigos, sus aficiones, su estilo de vida, reservar ese momento que cada uno necesita, sea para ir a hacer gimnasia, tomar un café con amigos, visitar un museo. Tampoco nos pasamos a ese extremo de que sea una total libertad y libertinaje.

La relación de pareja no debe ser rutinaria, monótona porque a la larga uno de los dos se cansaría y se rompería la pareja. Es asfixiante si se quiere manejar la vida del otro siempre llevándolo para uno.

El simple hecho de recuperar la individualidad no solo mejora la relación de pareja, sino que ayudará a que la pareja no caiga en la monotonía.

Contaba el actor William Levi, que si su esposa, no le dejara el espacio que necesita, no estaría con ella que cada uno necesita individualmente tener libertad todo en su medida. Fíjense que siendo actor y viajar tanto, mi esposa podría celarme hasta el cansancio con cada actriz que me beso, podría pensar que me enamoro, pero no es así. Para mí, mi actividad es un trabajo y ella lo comprende y cuando salgo con amigos a cenar, ella confía en mí, pero yo no le defraudo puesto que tengo a una mujer que realmente llena todo mis espacios. #Psicología