Si alguna vez en alguna ocasión se te ha escapado una oportunidad que esperabas, se te vió frustrada, es hora de prepararte para revertirlo, comenzarás a dar credibilidad y confianza cuando aprendas a creer y a confiar en ti mismo. Esto casi siempre sucede cuando nuestro cuerpo no sabe inventar y transmite nuestras emociones inconscientemente a través de nuestro lenguaje corporal, impugnando muchas veces nuestras propias palabras.

Si por ejemplo: si saludamos a alguien, pero mantenemos un contacto visual con nuestro interlocutor y al estrechar la mano ésta presenta sudada, estas comunicando: estoy nervioso, perdóneme. Es verdad que si no tienes la mano seca y la das mojada encima medio babosa, el momento es terrible, aun cuando la des firmemente también. Debes controlar el nerviosismo, más si las manos sudan. Recuerda Salma Hayek que una vez en los Premios de los Oscar le dio la mano al actor Brad Pitt y su mano se encontraba mojada y dijo que era lo peor que le había pasado

El volumen de voz bajo comunica como si tus propias ideas no fueran valiosas. Vuestra voz debe ser alta y clara cuando expresamos una idea, jamás muestres inseguridad, eso es falta de confianza en ti mismo, la credibilidad ante todo. Ahora, ¿de qué debe obedecer nuestro lenguaje corporal? A tu carácter; a que seas introvertido o extrovertido; al sexo opuesto (hombres y mujeres se mueven de manera distinta); al entorno; A tus hábitos; y a tu anatomía.

La vez próxima que desees captar y convencer a alguien sobre las ideas que tengas o capacidades trata de evitar que tus palabras y lenguaje corporal sean lógicas. Estos son algunos consejos: Trata de mantener el contacto visual con tu interlocutor como siempre lo reitero. Trata de no bajar la mirada o mirar para otro lado, pues es signo de irrespetuosidad e inseguridad en una persona. No hagas gestos como morderte el labio, tocarte constantemente la cara, hacer como que te pica la nariz. Trata de que tu postura de pie estén un poco separadas. Las manos deben ser visibles, no te pongas la mano en el bolsillo y no juegues con bolígrafo.  Evita acomodar la ropa constantemente. El volumen de voz debe ser alto y claro. No cruces de brazos. Siempre sonríe, no a las carcajadas. Espero que estos consejos te ayuden a mejorar tu comunicación y credibilidad. #Psicología