El cierre de la Semana de la #Moda en Nueva York es un éxito seguro con Calvin Klein Collection, que involucró el look rockeron dentro de su minimalismo, la veteranía de Ralph Lauren, que trajo el animal print en todas sus formas, y un tan hermoso como nostálgico desfile de Marc Jacobs.

Las largas y elegantes siluetas exhibidas por Ralph Lauren inundaron la pasarela, que brilló desde con una ecléctica colección con el factor común del uso del tejido animal en todas las formas posibles, hasta con pieles, cachemires y enormes sombreros.

Su nueva colección inició con looks para todos los días con colores tierra, pieles, punto y lana. Las pieles en abrigos, estolas, gorros y bufandas añadieron ese toque tan elitista que le gusta al diseñador. Para la noche lo de siempre con un toque de hoy, los trajes masculinos y el smoking para la mujer.

Calvin Klein deportivo y sofisticado, con una moda muy elegante inspirada en los setenta y muy osada para la mujer dando un toque rockero impactante muy minimalista con sus tejidos de cuero y botas, además de las minifaldas, los escotes y los modelos en lanas y cachemir.

Los grandes protagonistas fueron los abrigos de la marca, modelos perfectos realizados en diferentes materiales y colores.

Marc Jacobs quien hace poco abandonó a Louis Vuitton para incursionar en la moda solo, cerró con broche de oro la noche y fue sin duda el más esperado en las pasarelas con su condición de veterano de la costura neoyorkina. Ofreció una deslumbrante colección llena de fantasía, en la que la mujer ejerce el papel de regalo envenenado, envuelta en tejidos plásticos y brillantes. El pasado fue el que inundó su espacio, con ropa inspirada en antaño, faldas lady, toques góticos con colores oscuros y brillantes que no decepcionaron y con un plus de genio que dejó un excelente sabor de boca en la que, según los expertos, no ha sido la más destacable de las semanas de la moda.

Los peinados también robaron la atención en esta semana de la Moda en Nueva York. Las melenas sueltas con raya en medio fueron las más vistas, aunque no faltaron los peinados 'tiernos' con moñitos, moñotes, tiaras de tela, coletas y trenzas, muchas trenzas y en todas sus formas.

Por supuesto, no todo el mundo estuvo allí para ver el espectacular cierre, pues la Semana de la Moda de Londres inició hoy viernes, y muchos periodistas tuvieron que decidir a dónde ir pues estaban frente a la clausura del máximo evento de moda y la apertura de otro igual, además que se empalma con la entrega de los premios Oscar y un show de Tom Ford que, por su parte, se está llevando a otros más a Los Ángeles. Los que es un hecho es que la Semana de la Moda, en una u otra forma, y en una u otra ciudad, marcha perfecto internacionalmente. #Belleza