México es país rico y a la vez pobre. Su posición geográfica envidiable. Oro, plata, petróleo, litorales por el lado del Pacifico y del Atlántico, vecindad con el país más poderoso del mundo, etc. pero es ignorante de su historia.

He sido un apasionado de la historia de México. Leo, evalúo lo que dicen sus narradores, confronto, en ocasiones me exaspero porque termino a veces confundido.

Nuestra nación es muy joven. Nació independiente en l821. Estuvo sumisa a España por más de 300 años, periodo en el cual españoles, novohispanos, criollos, mestizos, etc. convivían en un marco de cordialidad y bonanza.

No estoy en contra de los que nos conquistaron. Si bien México contribuyó con mucho de su patrimonio a su favor, también es justo decir que en correspondencia igual nos aportaron cultura, arte, #Educación, etc.

España era muy pequeña comparada con la Nueva España y adolecía de recursos naturales que compensaban lo que Europa no estaba capaz de producir.

Todo el desorden surgió cuando España en su decadencia, cada vez recibía menos en rebeldía por parte de los habitantes de la Nueva España que ya estaban hartos de aportar cada vez mayores impuestos.

Error de la historia oficial al afirmar que nuestra nación surgió en 1810. Fue hasta 1821 cuando México obtuvo su independencia. Si bien en 1810 Miguel Hidalgo pretendió independizar a México apoyado por Ignacio Allende y Juan Aldama, todas sus acciones terminaron en condiciones de intentonas que nunca prosperaron.

Entre 1810 y 1821, la Nueva España fue escenario de masacres, guerras, sangre, miseria, ansias de poder, traiciones, etc.

Poco a poco fueron surgiendo héroes que hoy en día son sujetos de mucha discusión. De entre ellos: Miguel Hidalgo, José María Morelos quien como Hidalgo más que sacerdotes resultaron ser insurgentes guerrilleros. Luego en la lista Benito Juárez a quienes algunos califican de usurpador, traidor y dictador. Triste la lista de falsos héroes en la que se incluyen a personajes como Álvaro Obregón, Plutarco Elías Calles y de entre los modernos a Luis Echeverría Álvarez.

¿Por qué no reivindicar a aquellos que dieron la vida por nuestra patria empezando por Don Agustín de Iturbide quien nos dio la independencia? Hombres y mujeres nacionalistas como la famosa Gûera Rodríguez, Miguel Miramón, su esposa Concepción Lombardo, el General Mejía, Don Porfirio Díaz y tantos más.

Según el reciente censo dado a conocer por el Instituto Nacional de Estadística Geografía e Informatica (INEGI), México contiene un promedio de 120 millones de habitantes, de los cuales el 60% no rebasa la edad de 22 años. La educación de calidad esta reservada solo para las clases privilegiadas. La población económicamente activa suma el 13% del total o sea que solo ¡1.5 millones sostienen al país! de manera formal y pagando impuestos, los demás constituyen una economía subterránea. De esa población económicamente activa el 50% percibe no más del salario mínimo. Es de entenderse por tanto que nuestra nación pulula en un marco de pobre educación.

Resulta inmensamente triste tener que aceptar que el sistema, incluida la Iglesia, nos impone la historia que más le conviene y hace de lado a aquella escrita con la verdad y que bien podría entusiasmarnos haciéndonos sentir orgullosos patriotas y más productivos