Hace solo unos días se ha dado a conocer la desaparición del vuelo QZ8501 de AirAsia que, al igual que el Malaysia Airlines desaparecido en el mes de marzo, pertenece a una aerolínea de Malasia. Este es sin duda el comienzo de una larga lista de paralelismos que se presentaron en la desaparición de ambos vuelos.

Según publicó un diario británico llamado The Telegraph, en ambos casos se presenta un tiempo similar desde que el avión dejó de tener contacto con el control de tráfico aéreo hasta que se los consideró como una emergencia, ya que no era posible rastrearlos. En el caso del AirAsia, el piloto había solicitado cambiar el rumbo para evitar el mal clima.

Mientras que el AirAsia desapareció en un área cercana a una isla que posee una base naval indonesia cuyo nombre es "Bangka Belitung", se cree que el Malaysia Airlines también podría haber aterrizado o caído en una isla, la Diego García, que pertenece a Gran Bretaña y está situada en medio del océano índico donde hay una base militar perteneciente a los Estados Unidos.

Es importante también tener en cuenta la relación existente entre ambas aerolíneas, el periódico inglés aseguró que entre ellas había lazos comerciales, aunque comenzaron siendo dos empresas que competían entre sí y rivales, en el año 2011 AirAsia y Malaysia Airlines decidieron realizar un acuerdo de canje de acciones.

Ambas aerolíneas también anunciaron que comenzarían a cooperar comprando aviones y creando nuevas rutas. A pesar de las intenciones de que ambas aerolíneas se unieran, tiempo más tarde se generó un rechazo del trato pactado ya que el sindicato de trabajadores de Malaysia Airlines se negaba a que varias personas pudieran quedar sin empleo.

Lo cierto es que hasta la fecha nada se sabe de ambos aviones, son muchas las especulaciones al respecto de su desaparición pero nada certero ha permitido saber qué sucedió con los vuelos ni con las 162 personas que se encontraban a bordo del AirAsia ni con las 298 personas que iban en el Malaysia Airlines. Los familiares aún tienen la esperanza de encontrarlos y cada vez son más los refuerzos que las autoridades ponen a disposición para continuar con la búsqueda.