Jazz Jenning es una niña que nació siendo hombre. No tardó mucho en descubrirlo. Tenía apenas 5 años cuando sus padres decidieron ayudarla, y a los 6, ya era una niña, tal y como se lo dictaba el corazón.

'Nunca fui un niño, siempre fui una niña en mi corazón y aunque era presentada como varón en público, en mi interior era mujer, y estaba bien serlo porque es quien soy, yo no puedo cambiar eso. Así nací', dijo la chica en una entrevista.

Ella cuenta que desde pequeña su color favorito era el rosa, le encantaban los zapatos de tacón y los vestidos de princesas, aunque no era igual que sus amigas.

En apariencia Jazz es una adolescente típica. Pero cuando apenas tenía 5 años, fue una de las personas más jóvenes a las que se les ha diagnosticado disforia de género - un malestar persistente por tener las características físicas diferentes a las de su género de nacimiento, acompañado de una fuerte identificación con el sexo opuesto-.

Ahora de 14 años, se ha unido al creciente número de autores transgénero que comparten sus historias. 'I'm Jazz', publicado apenas el mes pasado es uno de los primeros libros transgénero creado para niños.

Cuando Jazz tenía 3 años la llevaron al psicólogo y ahí su familia confirmó lo que en casa ya sabían, que su hijo era un chico transgénero. Su madre recuerda el momento difícil que atravesaron pensando en lo difícil que sería para él enfrentar aquello, sin embargo, decidieron apoyarlo.

Aunque sólo es una teoría muchos investigadores tratan de demostrar que la identidad de género es genética. Algunos científicos sugieren que algún desequilibrio hormonal en el vientre puede causar la impronta de género equivocada, mientras que otros estudios indican que la identidad de género podría estar asociada directamente con la anatomía del cerebro.

Mientras la ciencia intenta explicar las razones biológicas para la disforia de género, algunos creen que es una decisión social que no debería gozar de derechos especiales.

Sin embargo, el tema de las personas transgénero es de vida o muerte. De acuerdo con un estudio de la Red de educación de personas con inclinaciones sexuales distintas, un tercio de los jóvenes con esta problemática intenta suicidarse.

Hace unos días Jazz fue nombrada una de las 25 jóvenes adolescentes más influyentes del 2014 en la Revista TIME, nada menos y nada más que al lado de Malala, ganadora del Premio Nobel de la Paz.

Jennifer Lawrence, Bill Clinton son algunas de las personalidades que han manifestado su apoyo a Jazz y la han buscado para conocerla. #Belleza