Cada último miércoles del mes de Agosto se realiza en Buñol, España la fiesta tradicional de la Tomatina, que básicamente consiste en arrojar tomates y una mezcla de gelatina a los participantes. Lo anterior corresponde a la voluntad de la comunidad de Buñol de perpetuar dicha fiesta con base en acontecimientos del Siglo XX y a pesar de que en la actualidad no se define cual hecho histórico fue el verdadero precursor de la pelea de tomates la más común de escuchar es la de dos jóvenes que durante el verano de 1945 acudieron a Buñol para observar otro de sus festivales denominado ‘Gigantes y Cabezudos’, no obstante el tumulto y la caída de uno de los participantes fueron el motivo principal por el que se empezó dicha batalla campal lanzándose tomates y otros productos que tenían a la vista en la plaza principal, dicho suceso fue prohibido por las autoridades hasta que el favor de los vecinos y el deseo de diversión y atracción turística provocaron la apertura anual del festejo.

En la actualidad existen varias reglas para asistir a la Tomatina, como el código de vestimenta, el tipo de objetos personales permitidos, el horario, la compra de boletos y el uso de los tomates, este último siendo importante rescatar, pues los tomates utilizados son cultivados específicamente para estas fiestas y además las autoridades los señalan como ‘no aptos para el consumo’ por su peculiar sabor, aun así queda en reflexión el valor y el uso de alimentos en dicha tradición, pues a pesar de ser un evidente evento cultural y de entretenimiento su valor se encuentra en contraposición a la poca consideración hacia países menos afortunados en recursos naturales, pues si bien son tomates no aptos para el consumo esto no aplica para los campos de cultivo (se cultivan alrededor de 150,000 tomates) y el mensaje que dicho festejo envía al mundo es adornada como sana, enérgica y entretenida a pesar de las fuertes críticas recibidas, dejando en claro que el principal interés es el recurso obtenido del #Turismo.  

No obstante, Google y las redes sociales se enfocan nuevamente en conectar al mundo de manera sencilla y fácil, y a pesar de que un carro enviado para registrar en vivo toda la fiesta  en Google Maps ha sufrido daños severos por parte de la efusiva y emocional comunidad, puedes seguir la fiesta desde algunos canales de Youtube, Twitter e  Instangram y al con el hashtag #Tomatina, #Tomatina2015 #TomatinaGoogle y desde la cuenta oficial ‘La Tomatina Oficial’ ( @latomatinainfo), habrá que esperar a la transmisión del recorrido de Google, si es que sigue existiendo alguno.

#Internet