Nicolás Maduro quiere seguir gobernando en #Venezuela como sea y este domingo 30 de julio llamará a la elecciones para que el pueblo venezolano decida si es que quiere su continuidad a través de una Asamblea Constituyente.

Una asamblea en la que oposición considera que Maduro se está otorgando un súper poder para permanecer a la cabeza del país y hacer de Venezuela una total dictadura.

Unas elecciones en la que se elegirán a 545 diputados. Ningún candidato puede pertenecer a un partido político. Un a estrategia que la oposición ve como una manera de que los votos no reflejen ningún tipo de rechazo a su gestión.

Una Asamblea en la que no participará la oposición, ya que consideran que Maduro debe someter su candidatura a un referéndum y no lo hizo, ya que es muy probable que no hubiese sido aceptada, ya que según diversos datos se dice que siete de cada diez venezolanos rechazan estas elecciones y la gestión del mandatario.

Anuncios
Anuncios

Además consideran que el método de votación es fraudulento, ya que no hay una representación proporcional según la población que hay en los distintos municipios del país.

Además enfatiza que la Asamblea busca favorecer el chavismo y que para poder gobernar de manera más cómoda, Maduro y sus aliados buscará eliminar del camino a poderes fundamentales para el buen desarrollo de la democracia como el poder legislativo. #Tendencias