Anuncios
Anuncios

La tarde del 17 de agosto del 2017 fue tornándose especialmente triste a partir de la confirmación de un atentado en La ##Rambla, el espacio ícono de la extremadamente popular, en muchos sentidos, ##Barcelona. Bajo esta idea, el ahora constante del denominado Terrorismo, expone a los turistas a incertidumbres futuras respecto a los destinos próximos para sus viajes.

Un gran porcentaje de la economía citadina en el mundo es beneficiado o perjudicado por vías de la actividad turística. Por lo tanto, si la demanda del turismo disminuye con respecto a una ciudad, la fluidez económica dejará de tener una existencia como hasta el momento se conoce en ciudades como la recientemente afectada.

Anuncios

Por otra parte es crucial saber, para las investigaciones, así como para las personas afectadas e interesadas en los hechos, que el ataque había sido previsto por agencias especializadas de Estados Unidos, estableciendo al tan sonado Estado islámico como posible autor de lo que hoy es una realidad.

Por otra parte, se brota incertidumbre sobre de los mecanismos globales de comunicación. Debemos, para este caso en específico, presentar como algo sobresaliente sobre la noticia, la forma en que la información fue confirmada y expuesta. Los ahora trece muertos y más de cien heridos, se muestran en las imágenes y videos que comenzaron desmesuradamente a circular, dejando en claro, como ejemplo puntual de las contemporáneas formas de comunicación, cercanas y reales, que no hay manera de ocultar casi ningún tipo de información, sobre todo si se trata de elementos de importancia para los civiles, quienes ahora están interesados en los avances tecnológicos propios de la sociedad actual, que al mismo tiempo exige información pertinente, actual y oportuna sobre el mundo en el que vive para sentirse protegida.

Anuncios

Los videos circulando en los canales de noticias son estremecedores

A pesar de ello, es innegable la utilidad de aquellas imágenes para reflexionar sobre las situaciones y los sentimientos que estas conllevan, lejanos a la zona de confort que solemos vivir todos los días. Hoy se nos demostró nuevamente la necesidad que tenemos del otro, y mientras los expertos llegaban al lugar de los hechos, había muchos ayudando en la medida de lo posible a los heridos. Y aunque la ruptura de la privacidad pueda flotar como tema a la discusión sobre las acciones de quienes vivieron de cerca los momentos ocurridos, lo cierto es que la comprensión empática para quienes somos pacientes es la parte rescatable, al mismo tiempo que una lección visual de cómo se viven situaciones así.

Esa tierra del vivo catalán donde se respira sol y tranquilidad, no puede permitirse la derrota. Al igual que en #París, en New York o en Boston, esta clase de sucesos sirven para evidenciar la unión entre los países y confirmar el apoyo que todos tendremos sin importar nuestra clase social, nuestra nacionalidad, nuestra religión o nuestra raza.

Anuncios

Bajo el principio de la solidaridad, los niños de países o ciudades tan especiales, como hoy se presenta Barcelona, deben crecer, aportando para sí mismos, así como para otros, amor de formas tan diversas, originales y variadas, como los seres humanos mismos somos.