Anuncios
Anuncios

El terremoto que afectó a México el pasado martes con cerca de 286 víctimas fatales y el derrumbe de docenas de edificios [VIDEO], fue aún más destructivo debido a la inusual posición de la ciudad sobre el fondo o cama de un antiguo lago.

Según un modelo interactivo desarrollado por Víctor Cruz-Atienza, profesor de geofísica en la Universidad Nacional de México, se puede ver cómo se propagarían las ondas de choque de un terremoto cerca de la Ciudad de México. En la simulación se destaca que las áreas más afectadas por las ondas de choque son aquellas que perfilan la forma de un antiguo lago.

México de arena y arcilla

Los españoles construyeron la moderna Ciudad de México sobre las ruinas de la capital azteca de Tenochtitlan, que conquistaron en 1521.

Anuncios

La ciudad azteca estaba en una isla en el lago Texcoco, pero los españoles drenaron el lago circundante durante siglos y expandieron la Ciudad de México hacia la nueva tierra.

Hoy en día, gran parte de la ciudad se encuentra sobre capas de arena y arcilla [VIDEO] - hasta 100 metros de profundidad - que solían estar debajo del lago. Estos sedimentos blandos y cargados de agua hacen que la ciudad sea particularmente vulnerable a terremotos y otras tragedias naturales.

Durante un terremoto, los sedimentos más flojos cerca de la superficie hacen que las ondas de choque disminuyan de aproximadamente 2 KM por segundo a unos 0.04 KM por segundo a medida que entran en el valle. Las ondas más lentas crecen en amplitud, similar a un tsunami que se aproxima a una línea costera, y causan sacudidas más violentas.

Anuncios

Mientras tanto, el material más denso y más profundo debajo de los sedimentos más flojos provoca que las olas permanezcan en el valle, haciendo que las sacudidas amplificadas duren más. #terremoto México #México fue construído sobre un antiguo lago #Placas téctonica México