Anuncios
Anuncios
2

Ante el desconcierto que predomina en gran parte de los poblados afectados por el sismo ocurrido el pasado 19 de septiembre [VIDEO], las exigencias y los gritos de "solución" no se han hecho esperar más. Las autoridades no han sabido actuar y la incertidumbre de no saber si la ayuda llegará invade a la gente.

Los trabajadores del Bosque de Tlahuac se han manifestado esta mañana, a la altura del metro Tlaltenco, de la línea 12, pidiendo poder regresar a sus labores, ya que no cuentan con apoyo y necesitan comenzar a generar recursos económicos para dar seguimiento a la reconstrucción de sus hogares.

Mencionan que también son #Damnificados y es urgente trabajar, ya que se han quedado sin agua potable, la cual se supone debía ser enviada por la delegación; y por el contrario las pipas llegan y son vendidas, además de que necesitan cubrir las necesidades básicas de sus familias.

Hasta el momento se han reportado tuberías de agua dañadas, socavones y grietas que abarcan kilómetros de longitud y se extienden desde uno, hasta 40 metros de profundidad.

Anuncios

Las grietas pasan por sus hogares, denuncian que es imposible vivir bajo estas circunstancias, por lo que exigen la pronta presencia de Protección Civil.

En días pasados autoridades de las delegaciones visitaron las zonas dañadas de la colonia La Planta, en Iztapalapa, grieta que abarca hasta Tlahuac. Los habitantes describen la visita como una "pasadita fugaz" en la que obtuvieron como respuesta "tienen que aprender a convivir con la grieta".

Y ¿la solidaridad es momentánea?

Durante un vídeo grabado este 2 de octubre, en la manifestación de Av. Tlahuac, se puede escuchar las exigencias de los comerciantes, pero también se logra oír como personas pasan insultando.

Anuncios

En las dos primeras semanas después del sismo [VIDEO]de 7.1 grados que sacudió a México, la ayuda y la respuesta ciudadana fue inmensa. Cientos y cientos de personas llegaban a Puebla, Morelos, al Edomex y a los derrumbes de la CDMX, pero al parecer conforme vamos regresando a las actividades cotidianas, todo va quedando en el olvido.

Definitivamente la sacudida trepidatoria ha dejado en descubierto muchos de los problemas sociales por los que pasa México, además de visibilizar otros que estaban enterrados.

El terremoto ha sobrepasado las capacidades a una pronta y eficaz respuesta de parte del gobierno, ahora los políticos se encuentran en apuros y los gritos de solución por parte de la población no han parado. #Tláhuac #Manifestaciones