Dos hombres se encontraban limpiando las ventanas del piso 68 del emblemático edificio neoyorkino cuando un andamio se desprendió sorpresivamente dejándolos colgando de las alturas. Apenas se supo del caso los rescatistas fueron hasta el lugar y también los medios de comunicación quienes transmitieron en vivo el dramático momento.

La tragedia que debieron pasar los dos hombres duró aproximadamente una hora y media, el andamio se movía ligeramente por el viento y finalmente se resolvió romper una ventana del edificio y rescatarlos con extremo cuidado para que sus vidas no corrieran más peligro.

El nuevo edificio se encuentra construido en parte del espacio donde anteriormente estaban las Torres Gemelas destruidas en el 2001 por atentados terroristas.

Anuncios
Anuncios

Las víctimas del suceso fueron dos hispanos llamados Juan López y Juan Lizama quienes a pesar del terrible momento al que debieron enfrentarse afortunadamente resultaron ilesos.

El WTC es una torre de acero y cristal posee una altura de 542 metros y es uno de los edificios más representativos de la ciudad norteamericana, el pasado 3 de noviembre fue estrenado aunque todavía no se lo ha inaugurado oficialmente, ya comenzaron a vivir allí los primeros inquilinos pertenecientes a la editorial de revistas Condé Nast quienes alquilaron un tercio del mismo, se estima que otras importantes empresas se instalarán allí en los próximos meses.

En cuanto al accidente sucedido, se espera una mejora en el sistema de limpieza para que no vuelva a ocurrir semejante episodio que ponga en riesgo la seguridad del personal, las autoridades se refirieron al tema diciendo que ambos trabajadores estaban amarrados a un arnés lo que hizo que no corrieran peligro.

Anuncios

Fueron varias ambulancias, camiones y helicópteros los que inmediatamente se acercaron hasta allí y se creó un perímetro de seguridad rodeando la torre hasta que el hecho pudo ser resuelto.

El rescate pudo ser visto en vivo y en directo a través de los televisores de varias partes del mundo quienes seguían el accidente minuto a minuto. Se vio también el despliegue que tuvo el sistema de seguridad y el buen manejo de los bomberos quienes quedaron como héroes frente a toda la ciudad. Los limpiavidrios eran dos hombres adultos, según declaraciones del encargado de la limpieza de las ventanas de la torre, se habría producido un error mecánico.