En España se detectan más de 20.000 nuevos casos de cáncer de mama y hoy por hoy las posibilidades de supervivencia es de entre le 85 y el 90%. Después de 5 años de detectado y tratado, un grupo de científicos investigan en una nueva vacuna contra el cáncer de mama ensayan una pequeña prueba de la misma y los resultados obtenidos se muestran prometedores, algo que ha elevado el optimismo del equipo.

Estos ensayos se llevan a cabo en la Escuela de Medicina de la Universidad de Washington, Estados Unidos, en los resultados de un ensayo clínico aseguran que el desarrollo de una vacuna en pacientes con cáncer de mama metastático es segura.

Anuncios
Anuncios

Según publican en un artículo de la revista “Clinical Cáncer Reseach” la eficiencia de la vacuna logra que el sistema inmunológico del cuerpo se dirija al tejido mamario donde se encuentra una proteína conocida como mamaglobina-A.

El cirujano a cargo de este trabajo, William E. Gillander expresa que “Poder digirirse a la mamaglobina resulta emocionantes, la misma se expresa en porcentaje de hasta un ochenta por ciento de los cánceres de mama pero no en niveles significativos en otros tejidos”. Dentro de los ensayos que se han llevado adelante para pode evaluar la efectividad de la vacuna, trataron a 14 enfermos que padecen cáncer de mama metastático que a su tiempo expresan mamaglobina-A, los efectos secundarios presentados por dichos pacientes son muy pocos, basados en dolor en sitio donde se inyectó la vacuna, algunos síntomas gripales muy leves, erupciones cutáneas, pero nada grave ni preocupante que hagan temer por la vida de esos pacientes.

Anuncios

Y los resultados apreciados por el equipo de investigación arrojan que la vacuna redujo el avance del cáncer aún en aquellos pacientes que por su avanzada edad poseen un sistema inmunológico menos potente y que la exposición a la quimioterapia también contribuyen a debilitarlo. Aún en ellos la vacuna produjo en ellos una respuesta biológica que se vió reflejada en sus extracciones de sangre para su posterior examen, en ellos se aprecia células inmunes. El equipo se muestra entusiasmado con los resultados ya que de los pacientes a los que se les aplicó la vacuna, un cincuenta por ciento de ellos, al año se pudo comprobar que el cáncer no mostraba progresión alguna.

Todo esto se ve como un avance significativo en el avance de la lucha contra el cáncer de mama, tanto, que se plantean ampliar la cantidad de pacientes en los cuales implantar la vacuna y esta vez en pacientes reciñen diagnosticados con cáncer de mama, pues los mismos mantienen un sistema inmunitario más fuerte dado que no han pasado por una terapia intensiva para frenarle la enfermedad, siempre es bueno enterarse de que la ciencia con pasos pequeños pero firmes sigue ganando terreno a esta enfermedad.  #El malestar que ocasionan las Enfermedades #Salud