Melissa McCarthy alcanza el objetivo de una comedia estadounidense a través de la película "Spy": hacer reír a todas las audiencias a nivel mundial; cuyo estreno en las salas mexicanas fue el pasado 5 de junio con risas incontenibles por parte de los adolescentes.

McCarthy me parecía sobre valorada cuando me enteraba en los distintos medios de comunicación que la calificaban de extraordinaria comediante. Cuando fue nominada al Óscar en 2012 por su interpretación de la amiga obesa de la novia, Megan, de la cinta "Damas En Guerra" percibí ahí una sutil, carismática pero gran comediante, sin embargo cuando me di a la tarea de ver cintas como "Chicas Armadas y Peligrosas" o "Tammy" me decepcionó grandemente, tal vez los guiones insulsos, tal vez los chistes mal colocados, o en sí las películas mismas.

Anuncios
Anuncios

Fue hasta en "San Vincent" del director Theodore Melfi, (2014), aunque no llevaba el rol principal, su ángel materializado en su trabajo actoral, al interpreta a la vecina de Bill Murray, vuelve la Melissa que tanto adoran los críticos, aunque esta cinta en realidad no es propiamente una comedia, la actriz muestra algo de la sutileza con la que labora.

En México, las películas cuya la comedia se basa en chistes escatológicos, no funcionan, y la inversión que se ocupa para ellas se va por el caño, por eso las cintas de Adam Sandler o Eddie Murphy no funcionan, es más ellos ni se esfuerzan actoralmente. Melissa McCarthy estaba siguiendo esa línea, sin embargo agarró una comedia hecho a la medida para sus capacidades, no sólo eso, está envuelta por compañeros actores famosos por sus trabajos destacados por su calidad.

Anuncios

En la película se dice muchísima majadería, que el doblaje respetó, situación que se agradece porque es notorio que comprendieron que las "malas palabras" pertenece a la esencia de ese personaje o de esas escenas donde se aplican, es parte de los chistes, de la risa, si en el doblaje al español hubieran disfrazado la palabra "pendejada" con la palabra "tontería" o la frase "qué putas haces" con "qué demonios haces" la película "Spy" se habría ido a la basura, pero no, afortunadamente lo respetan.

¿Recuerdan las películas de Leslie Nielsen "Dónde está el piloto" las tres de "Dónde está el policía"? "Spy" o "Una espía despistada" como le pusieron en México, sigue el mismo estilo adaptado a la modernidad actual. Spy es un thriller de espionaje muy a la James Bond protagonizado por una mujer y llevado a lo cómico. Spy es un sketch de dos horas a la "Saturday Night Live" perfectamente ejecutado.

Susan Cooper (McCarthy) es una empleada de la CIA intrascendente aunque muy competente, es la vigía del espía de campo Bradley Fine (Jude Law), de quien es su eterna enamorada.

Anuncios

Cooper además es una empleada tímida, introvertida, que hace solamente trabajo de oficina, todos la ningunean, espías como Rick Ford (Jason Statham), hasta su jefa Elaine Crocker (Allison Janey). Cuando Bradley resulta asesinado, descubren que todos los agentes se encuentran en la mira, en el trabajo de campo debe estar alguien que pase desapercibido, físicamente de bajísimo perfil, sin atractivo físico, exacto, Susan Cooper es asignada espía, pese a su carente experiencia como agente secreto. Así inicia una aventura de acción muy femenina.

Esta cinta tiene locaciones europeas, misterio, actores conocidos, intriga, absurdos justificados, chistes, pero sobre todo comedia que todos a nivel mundial podemos percibir y reír. Adolescentes, los que más se ríen. #Cine