Xalapa.- Uno de los invitados jóvenes más esperados del 7º Festival Internacional JAZZUV fue sin duda el saxofonista juarense Gerry López, quien la tarde de ayer ofreció en el Teatro del Estado un refrescante concierto, acompañado por otros jóvenes pero ya reconocidos jazzistas mexicanos: Alex Mercado al piano, Israel Cupich en el contrabajo y Jorge Servín en la batería.

A sus 28 años, López ha demostrado una verdadera preocupación y ocupación por forjar el jazz nacional en la época que le ha tocado vivir; es fundador y director de la Orquesta Nacional de Jazz de México, además de promover la educación jazzística para niños de escasos recursos y desempeñarse como profesor en las principales escuelas del país, incluyendo el Centro de Estudios JAZZUV.

Anuncios
Anuncios

Con títulos académicos de altísimo perfil en institutos europeos y estadounidenses, el saxofonista también ha sido multi-premiado en el extranjero por su excelso sonido y dominio del instrumento, lo que puede apreciarse de inmediato en los diferentes humores que Gerry imprime con su aliento, yendo de lo dulce y recatado a lo delirante de las tendencias de vanguardia.

 

Xalapa: bastión del jazz

Evidentemente contento, el músico reconoció la importancia de la labor de la institución anfitriona, y manifestó identificarse con la manera en que se ha desarrollado: “A principio de este 2015 tuve la oportunidad de trabajar en JAZZUV y pude conocer a muchos estudiantes y profesores, y me siento muy orgulloso del trabajo que están haciendo; algo fundamental es que están creando una comunidad, y eso es la base de este movimiento: el jazz es comunidad, unión e inclusión".

Es de destacar el entusiasmo de los jóvenes estudiantes por la participación de Gerry López; además de reconocer su talento instantáneamente, al contacto con el oído, esta juventud parece entender las miras de Gerry por dar una identidad temporal a la escena del jazz nacional.

Anuncios

“Me gusta mucho el espíritu que hay en Xalapa –hace unos 10 años que estoy viniendo-, que es una de las ciudades pioneras en promover el jazz en México”, agregó López, para luego pedir a la audiencia un aplauso para la ciudad

Entre otras piezas de elaborada arquitectura, pero intenciones ligeras y afables, el cuarteto incluyó en su repertorio una pieza del compositor y pianista mexicano Mark Aanderud -considerado un portento del piano mexicano contemporáneo-; también fue dedicado un tema a los damnificados del huracán “Patricia”, con lo que confirmamos en Gerry López una cara del jazz mexicano joven, del futuro inmediato, no sólo con esperanza u optimismo, sino decidido a crecer sin limitantes ni vicios del pasado. #Música #Cultura Veracruz #Conciertos