Xalapa.- Una de las bandas contemporáneas más representativas, Los Músicos de José, ya están ajustando detalles en estudio para lanzar su próximo álbum, bajo el sello propio Lucid Dreams; un trabajo de autogestión y gran calidad musical que funde jazz, mambo, funk y hip-hop para rendir tributo al gran Dámaso Pérez Prado, ícono de toda una época en que la #Música tocó niveles históricos en México, tanto en lo artístico como en la cultura popular.

En entrevista on line, José Manuel Rojas, trompetista y uno de los fundadores de la agrupación, nos contó acerca del estado de la producción y planes subsecuentes: “Hay que hacer mucho trabajo de edición y de distribución, imprimir… ya tenemos la música, falta toda la onda práctica .

Anuncios
Anuncios

El siguiente paso sería montar las rolas en vivo con más orquestación -tener un saxofón más y un trombón- y hacer algo en salones recreando la época, invitar bailarinas tipo vedette y rumberas; con eso hacer una pequeña gira en el DF”.

Temas legendarios del “Cara de foca”, como Lupita, Caballo Negro y Mambo en sax, alternarán con otros menos comunes como Mi Cerebro, que en versión de los capitalinos, resultó “con un corte muy funky”. También se incluirán piezas de otros compositores pero interpretadas en su tiempo por el homenajeado, como La Virgen de la Macarena -obra española de dominio popular-; mismo caso de Niña A Go Go, del álbum Concierto para Bongó y Orquesta, con un resultado también muy ubicado en el funk, que figura entre los temas candidatos a primer sencillo.

 

Jazz y vanguardia: la fórmula

“Es Pérez Prado y toda una época, no sólo como compositor sino como industria en aquel momento, los músicos que estaban ahí trabajando como Chilo Morán...

Anuncios

Nos han dicho que en ese tiempo había mucho trabajo, había poca tele y las familias se divertían yendo al cine y al teatro; es lo que queremos homenajear: una época en que el tejido social era más fuerte, la gente tenía cultura e identidad. Hoy en día nos identifica Netflix”, conceptualiza Rojas.

Los Músicos de José destacan por sus arreglos brillantes,, lo que aunado al genio de Pérez Prado, resulta en una verdadera “bomba” para la audiencia actual, como sugiere el también productor del proyecto: “Por ejemplo, La Macarena de él tiene un corte como muy surf, la nuestra es muy similar, lo que hicimos fue meter efectos electrónicos, como una forma de homenajear el arreglo del maestro, poniendo lo que él no tuvo: las posibilidades de la tecnología de ahora.

Caballo Negro y Lupita llevan rap, pero lo que se imprimió no les ‘brincó’ –a los autorizadores de derechos-, ellos tienen que cuidar que no desvirtúes al compositor y creo que lo logramos, y eso acerca a la gente que escucha hip hop a ‘darse un quemón’ de esto.

Anuncios

Tenemos ‘rapeando’ al Muelas de Gallo y al Charlotte, que tienen una escena muy ‘hiphopera’, pero también está el Borchi, que trae más un género tipo tropical bass o electrocumbia”.

Aventura colectiva

Como en los grandes tributos, otros artistas se unen por la admiración al homenajeado y el gusto a la propuesta, una comunión artística y no monetaria: justo común a la propuesta, ademáartistas pretadas en su tiempo por el o que rechos “Hay una gran lista de colaboradores, gente que se animó e inspiró junto con notros y que somos contemporáneos, como Liquits, Banda Bastón, Agrupación Cariño, Sotomayor… también gente que se dedica al jazz como Conga, que es un destacado percusionista y saxofonista. Queremos remembrar ese vínculo entre el jazz y el mainstream, de una época de mucho virtuosismo”.      

Dentro de unos 30 días conoceremos el primer sencillo de este prometedor álbum que pinta para histórico; la idea de la producción es lanzarlo digitalmente, para luego negociar la impresión física, preferentemente en vinilo, lo que iría muy a doc con las tendencias actuales de la industria y añadiría un toque “retro” para redondear el concepto, seguramente, una joya en el futuro. #Arte #Cultura Ciudad de México