El Centro de exposiciones Expo Bancomer albergó al Harley Days 2015, en la capital de la Ciudad  de México, un evento lleno de color, diversión, moda y música. Al evento acudieron miles de motociclistas amantes del estilo custom de toda la república para celebrar el estilo de vida implementado por la firma norteamericana con sede en Milwakee, Wisconsin en 1903.

Para comenzar la celebración de los Días Harley le precedió como en la mayoría de los eventos una rodada de aproximadamente 12km, partiendo del Monumento de la Revolución para continuar por avenida Paseo de la Reforma hasta su entronque con avenida Constituyentes, tomar la desviación hacia la glorieta del pueblo de Santa Fe para continuar por Barros Sierra hasta llegar a Expo Bancomer sede del evento.

Anuncios
Anuncios

Más tarde en el interior del recinto se ubicaron varias atracciones para los riders entre los que destacaron  la zona de tatuajes reales y plasmados por aerógrafo, maquillaje de Skull faces (tipo calaveras) barbería (para crear looks nuevos o retocar el estilo de cada biker), salón de belleza para las féminas que acompañan siempre a sus pilotos, boutiques para complementar las indumentarias y equipos de protección, así como la exposición de varios modelos de motocicletas de la familia Harley Davidson en varios tamaños y con variedad de centímetros cúbicos, medidas en que se catalogan las cilindradas de las motocicletas.

Entre las atracciones que robaron el suspiro de varios aventureros destacan el jump bag que se trataba de un salto aproximadamente de 12 metros para caer en una enorme bolsa de aire; así como el círculo centrifugo el cual por medio de dos bicicletas empotradas a un mecanismo tipo martillo debían impulsarse dentro de un amplio círculo  para dejarse sentir la adrenalina desencadenada por la inercia y la sensación de vacío en el interior del estómago.

Anuncios

Por otro lado se ofreció la oportunidad de aprender a conducir motocicletas para los novatos y mejorar las técnicas de maniobrabilidad y pericia por medio de rutas con zig zags, curvas cerradas entre otros detalles. Además de exponer talleres de primeros auxilios y capacitar de manera resumida como deben actuar los pilotos ante cualquier caída o percance durante los recorridos que a menudo se realizan.

También se implementó una zona de instrucción de conducción, en este lugar se empotraron tres motocicletas para incentivar a los y las futuros pilotos sin exponer su seguridad y así de manera sencilla aprender lo básico para prender una moto, hacer los cambios de velocidad cuando el motor y tacómetro lo indican entre otros detalles que se deben considerar antes de aventurarse a manejar una moto sin soporte para mantener el equilibrio.

En el recinto no podía faltar la zona de armado y mantenimiento, aquí se facilitó la comprensión de cada refacción, montaje y revisión que cada rider debe considerar al momento de ver su propio vehículo.

Anuncios

Para complementar el día no podía falta la zona de comida, en la que se ubicaron varios food trucks para ofrecer hasta el gusto más exigente con comida gourmet, el fast food con hamburguesas, burritos entre otras delicias.

Ya entrada la tarde el escenario comenzó con las pruebas de sonido pues el espectáculo y música le darían un cierre a la larga jornada de diversión y esparcimiento por parte de la banda mexicana Fobia liderada por Leonardo de Lozane con una alineación diferente a la original, quienes interpretaron varios de sus temas consolidados como Pesadilla, Veneno Vil, Microbito entre otros. La fiesta continuaría a cargo de Kinky, que además de interpretar éxitos como Alma de neón, Negro día con las instrumentales Ejercicio #16 y Great spot entre otras que hicieron bailar a los cientos de asistentes reunidos para celebrar uno de los festivales de la moto más lúcidos, divertidos del año. #Crónica Ciudad de México