Toda mega metrópoli se caracteriza por sus parques. En nuestra época la Primera Sección del Bosque de Chapultepec se ha venido renovando, pues hace décadas que su administración se divide en varias entidades quienes disputan los espacios, promoviendo y estimulando la noción de la cultura

No es habitual distanciarse del recorrido automovilístico, mas ciertamente la velocidad de los coches disminuye en este punto donde está Tlaloc, abriéndose a exposiciones contemporáneas, como las montadas en las rejas que corren paralelas al Paseo de la Reforma y siguen desde la entrada al parque de los viejos. 

Esta novedosa forma de presentar la diversidad de nuestros tiempos no es tema del Siglo XXI; mas es en México el recorrido lineal mas representativo para conocer la ciudad y, aparte, admirar la presentación del contenido gráfico que nos enmarca dentro de la misma estética en todo el mundo civilizado y con la misma tecnología brutal de la impresión LMI. 

A veces, cuando uno camina, los coches cesan de estar omnipresentes y se renueva el punto de vista del ciudadano de a pie, quienes transitan por esta acera haciéndose de buen gusto, mirando lo que ven los ojos de artistas...

Anuncios
Anuncios

a veces científicos y no pocos veces visionarios urbanistas.

¿Qué hacen con estas fotos? Imagine cuanto invierte el Estado en esta plataforma. Si se ha vuelto la estructura un activo, entonces cabe la duda del destino que sigue cada imagen, fabricada para resistir los fenómenos naturales y no pesar más de dos kilos. 

Infortunadamente las fotos de Yoko ya se las habían llevado el 2 de marzo. Durante un breve periodo, las rejas están pelonas. ¿Cabrían ahi las fotos del artista contemporáneo del Siglo XXI? Quedan aún aquellas maravillosas donde se celebra el 485 aniversario de Puebla. A esto hay que caminar mas abajito rumbo al museo de #Arte Moderno.

Uno se siente ignorante cuando se pregunta acerca de sus recuerdos en angelópolis. Pocas han sido las visitas guiadas y ninguna donde se haya hecho acopio de puntos de vista cenitales, como si Dios tomara las fotos.

Anuncios

Se ha invertido una gran fortuna en hermosear cada edificio histórico, cada museo, cada plaza, cada foto; a un tiempo que se rescata también el crecimiento de una ciudad hecha polvo por la guerra y que se vuelve a dibujar para nuestros ojos.

Con el Castillo de Chapultepec y el lago principal de fondo, uno va recordando la Plaza principal. Esta colección recupera varias tomas de la Catedral exponiendo el altar mayor, el órgano, y los detalles de su interminable ornato típico de la colonia.

Vemos centros penitenciarios, representaciones de la Batalla del 5 de mayo, hoteles de super lujo y jardines. En cada imagen una tendencia a lo correcto al orden estético tradicional, aunque se llega a incluir algún cuadro donde se enmarca en el primer plano al caos de la tradición regional con todos sus colores, con todos los grupos que habitan la inmortal arquitectura.

Se ven los interiores de la Biblioteca Palafoxiana, el Barrio de los estudiantes, el H. Congreso de la Unión, el estadio de futbol...

Anuncios

en un breve recorrido se mira todo esto y uno tiene opciones de recreo por doquier. Así mismo, desde hace algunos años, se decidió instalar un Starbucks en la entrada frente a una librería Porrúa. La gente compra sus libros, se sube a las bancas y se tira en el paso. Estas tiendas se sienten completamente integradas ahora al contexto generalizado que invita al Mac Donalds en el ZOO y ha consumir otro tipo de mercancías donde se espera que sigan mas lejos y regresen a ver las novedades..  #Cultura Ciudad de México #Derechos Humanos