En los últimos años el #Cine mexicano ha sido un digno representante de nuestro país frente al mundo. Ha cosechado amplios reconocimientos en los festivales más importantes y mantiene esa calidad y prestigio de una manera consistente. El documental La libertad del diablo del realizador mexicano Everardo González se estrenó en la Berlinale y se ha alzado con el premio Amnistía Internacional en la presente edición 2017.

El documental aborda sin pudor las consecuencias de la llamada “guerra contra el narco” en México y sobre todo sus daños colaterales. De igual manera se le da voz y presencia a víctimas y victimarios, una visión descarnada de las consecuencias reales y en primera persona de esta guerra atroz.

Anuncios
Anuncios

El documental retrata el contexto del norte del país inmerso en una paisaje desolado con olor a muerte y venganza.

Everardo González es un reconocido documentalista que ha transitado por temas tan variados como la vida cotidiana en una pulquería de la Ciudad de México hasta el retrato de los memorables ladrones viejos en las cárceles mexicanas que operaban en los años ochenta desprovistos de crueldad.

El premio Amnistía Internacional reconoce el compromiso con los derechos humanos y fomenta la visibilidad de temas sensibles que merecen ser mostrados a través del lenguaje cinematográfico con un amplio compromiso social y estético. La ventana de exposición global que otorga el Festival de Cine de Berlín es muy importante para el éxito de un proyecto cinematográfico. El premio le permite al realizador y sus productores garantizar que la película sea vista en más lugares del mundo para dar a conocer la calidad y gran nivel de las películas producidas en México.

Anuncios

Al garantizar un circuito de exhibición más grande se puede visibilizar la complejidad de un país como México donde no todo es su disputa frente a Trump, existen temas internos graves que hay que atender como sociedad.

El cine vuelve a colocar a México en un lugar importante a nivel internacional que contrasta con los temas domésticos que parecen irresolubles. El trabajo de representación internacional de calidad lo lleva el cine ya desde hace un buen rato. Seguramente este será el primer premio de muchos para La libertad del diablo. Berlinale Cine #Cultura #Arte