Cuando Gina se fue de la casa, yo estaba escribiendo lo que está abajo.

Vemos la vida según la perspectiva que hay desde donde estamos. Y conforme vamos sumando perspectivas, la idea de la vida se vuelve una combinación de lo que vemos con lo que conocemos desde otros ángulos. Siendo la vida algo tan extenso y diferente, una de las peores opciones que podemos elegir es quedarnos en el mismo lugar. Porque si no nos movemos lo suficiente, no será posible encontrar lo que nos ayudará a evolucionar y a cambiar de manera más profunda.

La evolución y el cambio no tienen una sola línea y dirección. Son innumerables las líneas y direcciones que están abiertas y disponibles para ser transitadas.

Anuncios
Anuncios

Autopistas, rutas de vuelo, corrientes marítimas, canales, túneles, veredas, puentes, e incluso cañadas, cañones, quebradas, y abismos. Todo es transitable. El cielo y el infierno.

También, el movernos por rutas que están siendo transitadas por otras personas, no nos llevará al mismo lugar. Nadie termina en el mismo punto. Habrá quien se detenga antes que tú, o quien se desvíe, o quien siga por aire o por mar cuando se termine la autopista. El límite está dentro de nosotros.

Otra cualidad de movernos es que andar un mal camino no nos hace malas personas. Pero también, andar un buen camino, puede no hacernos buenos individuos. El resultado final depende de ¿en qué nos vamos convirtiendo con cada paso?, ¿de qué tanto aprovechamos lo que vamos encontrando?, de ¿cómo lo entendemos, de cómo lo aplicamos?.

Anuncios

Andar un buen camino, incluso acompañado de buenos individuos, no asegura un buen fin. Judas terminó siendo el malo de la historia.

Pero ¿Qué es un buen o un mal camino? ¿Qué es bueno y qué es malo? ¿Qué es verdad y qué es mentira? Cada uno tenemos una respuesta distinta a eso. Aunque hay personas cuyas respuestas coinciden con las nuestras, ese subgrupo sigue siendo una entidad distinta a todas las demás entidades o subgrupos que existen, y cuya variedad y suma también es innumerable. Así, entonces, no existe una sola respuesta, ni una sola verdad, ni una sola mentira. Las respuestas son subjetivas.

Entonces, para tener buenas relaciones personales, los seres humanos tenemos que estar abiertos a las diferencias. Tenemos que entender y aceptar que nuestras particularidades son sólo nuestras, y que los demás tienen el mismo derecho que nosotros a tener sus propias creencias, sus propias verdades, sus propias respuestas, sus propias conductas. De lo contrario, nos rige el dogmatismo.

Gina se fue triste.

Anuncios

Me dijo que quería estar sola. Ella siente cariño por mí. Pero también me quiere con ella y para ella. A Gina le gusta pasar su tiempo conmigo. A mí me gusta estar con ella. Pero estando juntos siempre llega un momento en el que para Gina yo no soy suficiente. Y entonces Gina se va.

Gina es una persona buena. Ella ha sido muy generosa conmigo. Sé que hay algo de mí que le gusta. Pero no le gusta todo de mí. Y cuando sale algo de mí que a ella no le gusta, en seguida cambia. Se va su sonrisa, se va el brillo de sus ojos, se va su alegría, se va su felicidad, se va su conversación… Gina se pone seria, se aísla de mí, se cierra conmigo. Gina sabe que yo lo noto. Quizá por eso lo hace. Creo que es un castigo. Siento que es un castigo. Y entonces yo reacciono. Y discutimos.

Gina no ha andado mucho, al menos no por muchos caminos. Eso no está mal. No todos los caminos son bellos. Los caminos que Gina ha andado, la han transformado en lo que es. Y mucho de ella es hermoso. Hubo días en los que yo hubiera coincidido perfecto con ella. Pero ya no es así. Y no es porque estemos en extremos. Sólo es que somos diferentes.

El caso es que Gina tiene expectativas. Ella espera de mí lo que no tengo para dar, ni a ella ni a otra persona. Gina y yo coincidimos en mucho, pero hay una parte que es distinta. Y eso a ella la pone de cabeza. Y yo reacciono. Y ambos entramos en pelea… Ahora Gina ya no está en mi departamento. Se fue a su casa, a su espacio. Quería estar sola. Se fue y no le dije que, aunque soy distinto a ella, no espero que ella sea como a mí me gustaría más. No le dije que la quiero como es, pero que quiero que ella me quiera como soy.

Gina se fue triste. Y yo no disfruto que así sea. ¡La quiero tanto!

@Warmandovf

. #RelatoCorto #LeeMás #Donald Trump