En la ciudad de Puebla, en pleno centro histórico, principalmente en la calle 7 Oriente se encuentra el paraíso de los lectores, pues se ubican los famosos “Bazares de #Libros en donde los poblanos hallan, incluso títulos difíciles de localizar en otras librerías, con ediciones y editoriales muy antiguas y a un bajo costo.

Desde afuera de dichos negocios se pueden observar los abarrotados estantes con sus diferentes géneros literarios, que cuestan desde los cinco pesos.

Resulta imposible para los lectores salir de esos lugares sin comprar alguna obra, toda vez que su precio es muy accesible, sus años son remotos, de algunos su papel amarillento y a veces quebrantado, e incluso unos con olor a viejo, características que resultan agradables y especiales para muchos, por lo que es inevitable llevarlos a la biblioteca de sus casas.

Anuncios
Anuncios

A los clientes de dichos lugares se les observa pasar horas, escudriñando en las mesas y repisas, hojeando los libros, probando con todas las #lecturas, a veces hasta haciendo críticas con los vendedores, para finalmente salir con más de dos piezas.

Estos bazares resultan muy oportunos para los estudiantes ya que se les ha facilitado más las investigaciones, pues aún con la era de la tecnología y el Internet, se ha perdido el hábito de la búsqueda de tareas en los libros. Todavía hay quienes acuden frecuentemente a estas tiendas, siendo su primera opción de indagación o también como entretenimiento con los famosos comics y discos de acetato, productos que también ofrecen dichos negocios.

Pero los mayores no se quedan fuera del conteo como clientes frecuentes, “quienes cómo signo de sabiduría” no pierden el tiempo en visitar los bazares para surtir la despensa literaria.

Anuncios

Estos fanáticos son regocijados en un excelente ambiente, pues gustan de volver habitualmente ya que el servicio que se brinda en dichos establecimientos les resulta muy cálido e incluso, es muy común terminar generando una amistad entre comprador y vendedor.

Por lo anterior, es menester para cualquier visitante a esta ciudad pasar por uno de estos bazares y llevar algunas joyas a casa, así como para no perder el hábito de la lectura con un libro en físico, ya que son los lugares en donde se preserva parte de la cultura universal, que puede ser adquirida con unas ricas lecturas.

Cabe mencionar que los dueños de estos negocios se dan al quehacer de conseguir títulos especiales, cuando son solicitados por cualquiera de los clientes, así como dar información a través de sus páginas en internet y redes sociales como la "Librería Efeso" y "Cazador de Libros" por mencionar algunos. #bazaresdelibros