La mayoría de personas recuerda los cuentos de Pulgarcito, Blanca Nieves, la Bella Durmiente, el Patito feo, Caperucita roja y más, ya sea por medio de un audio-cuento, una película o por el libro en físico, sin embargo pocos conocen que estos cuentos guardan signos que al ser descifrados es cómo ser conducidos a otra dimensión.

El Libro de "La Literatura infantil en la escuela Primaria" del autor Ricardo Salgado Corral contiene un rico contenido respecto a este tema y como ejemplo descifra el cuento de Pulgarcito.

El autor señala que Pulgarcito desde su recinto embrional - la oreja del caballo donde lo puso la madre -, dos hombres quieren comprarlo .

Anuncios
Anuncios

El padre dice "No ; es mi hijo predilecto y no hay oro para comprarlo, aunque termina por venderlo por un puñado de dinero. El padre destierra, asesina o vende al hijo, vieja reacción patriarcal.

Pulgarcito huye para volver a la madre tierra: la cueva de los ratones. Busca como cama la concha de caracol - seno paterno -. No puede dormir. Finalmente duerme en el heno con dos ladrones y efectivamente regresa al vientre materno cuando la vaca lo traga con la ración de heno, cuando grita, abren a la vaca y tiran el estómago y de él sale Pulgarcito entre el estiércol. Con mucho esfuerzo nace. Intenta abrirse camino, cuando un lobo hambriento viene y se traga todo el estómago de un bocado. De nuevo se frustra el nacimiento. No debería repetirse el nacimiento prematuro.

Con astucia Pulgarcito induce al lobo a casa de sus padres.

Anuncios

El lobo se abarrota en la despensa y no puede salir: simbólicamente otro nacimiento frustrado. El padre mata al lobo y por una cesárea, abren la panza del lobo y extraen al niño.

Pulgarcito decide quedarse en casa de sus padres.

En el mundo de los dioses, en la historia de la humanidad, en las leyendas, en los cuentos... se repite el hecho: El padre asesina, repudia y vende a sus hijos, como se corrobora en: Pulgarcito, mesa, cúbrete, el burro de oro, el garrote del saco, los dos hermanos, por mencionar algunos, señala el autor.

Y así cómo el autor señala, es pues, la literatura un producto cultural; que para entenderla, es preciso ahondar en las características ambientales, geográficas; en las formas de vida que el hombre desarrolla de acuerdo con el medio y el tipo de valores que integran su cultura, pero también es importante partir de un psicoanálisis de la historia lo que nos llevará a explicar de mejor forma la obra. #cuentosclásicos #blastingnews #ocioycultura