Los millonarios

El mundo occidental de libre mercado, permite que quien es hábil con los negocios, sepa manejar las relaciones públicas, conozca la manera de reinvertir sus ganancias y descubra las necesidades del mundo, se conviertan en ##millonarios que de tan solo leer sus fortunas, los ojos se nos hacen chiquitos.

Sus gustos ¿excéntricos?

Sin embargo el ser #millonario, no siempre es sinónimo de vida excéntrica y grandes lujos, por ejemplo e fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, cuya fortuna se calcula en 64.7 billones de dólares (imposible de escribir en ceros), acostumbra vestir en camiseta, sudadera de capucha y jeans.

Anuncios
Anuncios

Su residencia costó 127 millones de dólares, cantidad mínima para su nivel de riqueza y se le retrató en su luna de miel comiendo un combo de MacDonald´s junto a su esposa, sentados en los escalones de una calle.

El millonario mexicano

Sin embargo en México no nos gusta quedarnos atrás y tenemos a uno de los hombres más ricos del mundo ##carlosslim, cuya fortuna se estima en 64.4 billones de dólares.

Slim se distingue por reinvertir su fortuna para hacerla cada día más grande en lugar de gastarla en lujos.

Se rumora que su transporte terrestre es un Mercedes Benz viejo, aunque sinceramente seria increíble que lo hiciera en la CDMX, posiblemente lo haga en Estados Unidos.

Slim ha vivido los últimos 40 años en la misma casa y lo que más disfruta es una comida en casa con sus hijos y nietos.

Anuncios

La buena vida no siempre implica gasto y lujos.