Anuncios
Anuncios
4

El 3 de octubre regresamos a la #Música a los años 80. Pese a lo sucedido durante los sismos del 7 y 19 de septiembre pasado, la Ciudad de México volvió a ser escenario de la música internacional. La banda inglesa Def Leppard, días antes de su concierto, a través de los organizadores solicitó ayuda por medio de donativo de despensas y alimentos no perecederos que los espectadores pudieron intercambiar por un boleto, para presenciar su presentación a las 9 PM, que sirvió también para celebrar los 40 años de la banda y los 30 años del lanzamiento de Hysteria, su álbum más exitoso, del cual interpretaron la mayoría de sus éxitos: Animal, Love Bites, Armageddon It, Pour Some Sugar On Me, y la canción que da título al álbum, Hysteria.

Anuncios

Así como Photograph de otro álbum como Pyromania, y Let´s Get Rocked del álbum Adrenalize, crearon la atmósfera perfecta para que miles de aficionados a su música, la mayoría pasados de los 40 años, que corearon todas las canciones con la potencia en la voz de Joe Elliot, la batería de Rick Allen (que sigue realizando la proeza de tocarla con un solo brazo después de aquel accidente que lo privara de uno), Phil Collen en la guitarra solista, Vivian Campbell en la segunda guitarra, y Rick Savage en el bajo. Sin duda una de las bandas de rock favoritas en México cumplió las expectativas con un sonido impecable que fue del agrado de los asistentes.

El mismo día pero en distintos foros, el dueto de pop electrónico inglés, Pet Shop Boys, se presentaba en el Palacio de los Deportes como parte de su gira mundial, al tiempo que la banda Irlandesa U2 ofrecía el primero de sus dos conciertos en México [VIDEO]de la gira conmemorativa de los 30 años del álbum The Joshua Tree, después de la última gira 360° no había visitado esta ciudad desde 2011.

Anuncios

A las 7:30 PM como banda telonera, fue por decirlo así, la mitad de Oasis, con Noel Gallagher´s High Flying Birds interpretando canciones de su repertorio como If I Had a Gun, What a Life! pero las que llamaron la atención fueron los éxitos Champagne Supernova, Wonderwall y Don´t Look Back in Anger. A las 9:15 se escuchaba de fondo la canción The Whole of the Moon de los Waterboys cuando el cantante Bono salió al escenario para comenzar la pléyade de éxitos: Sunday Bloody Sunday, New Year´s Day, Bad con una adaptación homenaje de Heroes de David Bowie y dedicada a los héroes que ayudaron en las labores de rescate en las zonas siniestradas por el sismo [VIDEO], y Pride (In The Name Of Love). Vendría todo el álbum de la gira que después de 30 años por fin se escuchó completo en vivo, desde Where The Streets Have No Name hasta Mother of Disappeared, incluyendo un coro que decía: “El pueblo vencerá”.

Para finalizar con algunos éxitos de sus siguientes álbumes y cerrar con Ultravioleta haciendo homenaje a las mujeres en el mundo y One donde al final una enorme bandera mexicana apareció en la pantalla gigante al tiempo que 65 mil espectadores interpretaban el Cielito Lindo a coro.

Anuncios

Sin duda la Ciudad de México sigue siendo una capital mundial de entretenimiento que desde el extranjero siguen viendo y admirando por su capacidad para sobreponerse a las adversidades y con espectáculos de primer nivel que en esa época ochentera era imposible que sucediese. #Cultura Ciudad de México #Conciertos