Existen dos motivos importantes por los cuales hacerse vegetariano: #Salud y filosofía. Todo cambio alimenticio debe tener un cuidado y ser regulado. Para hacerte vegetariano deberías seguir los siguientes consejos.

Infórmate. Aprende, descubre cuáles son los beneficios y cuáles los perjuicios para tu cuerpo. Investiga tu cuerpo y lo que necesita para estar sano.

Conoce las diferencias dentro del vegetarianismo. Dentro de mundo del vegetarianismo hay diferentes opciones. Debes investigar y escoger la mejor forma que se adecue a tu cuerpo y organismo. Los semivegetarianos son los que normalmente no comen productos de origen animal, pero si los necesitan recurren a ellos.

Los pescivegetarianos comen pescados, lácteos y huevos, aunque no ingieren nada de carnes ni aves. Los ovovegetarianos comen huevos, pero nada de carnes. Están también los lactovegetarianos que consumen lácteos pero, como el anterior mencionado, nada de carnes. Los ovolactovegetarianos consumen los dos tipos de productos anteriores, lácteos y huevos. Se podría hablar también de los veganos, que sería un caso más extremo de vegetarianismo.

Los veganos tienen relativamente prohibidos todos los productos de origen animal, leche, huevos, miel y carnes. Y por último, quizá este sí sea el caso más extremo de todos, el frugivorismo, los cuales solo comen fruta. #El malestar que ocasionan las Enfermedades

Otro consejo es conocer tu cuerpo. Descubre qué alimentos te sientan bien y cuáles no. Cómo reaccionaría tu cuerpo frente a la dieta que elijas.

Si no tienes muy claro el tipo de dieta que le viene mejor a tu cuerpo, cuál es menos dañina para ti, lo ideal es acudir a un médico. Los médicos pueden ayudarte a través de revisiones médicas y darte información muy importante.

Respeta tu cuerpo. Siente qué te intenta decir tu cuerpo. Si hay algo mal te lo mostrará, al igual que si todo va bien. Al poco tiempo de haber empezado tu dieta vegetariana notarás los cambios en tu interior.

Es necesaria la ingesta de proteínas y vitaminas para que tu dieta sea regulada. Ya que, al no comer alimentos necesarios para nuestro organismo, el cuerpo echará en falta estas proteínas y vitaminas y te las pedirá. Es muy importante si quieres tener una buena salud y podrías tener deficiencias nutricionales. Intenta que tu dieta sea variada dentro de lo posible en el vegetarianismo.

El hierro. Lo ideal para una correcta absorción sería ingerirlo en la misma comida que contenga vitamina C. Come legumbres y cereales integrales.

El calcio. Vital para tu salud. Éste puedes encontrarlo en varios alimentos como verduras, legumbres, frutos secos, tofu,.

No te olvides del zinc. El zinc es un mineral que proviene normalmente de las carnes, así que tu cuerpo no estará provisto de él. Come legumbres, crustáceos, frutos secos,...

La vitamina D y la vitamina B12. Además de tomar mucho el sol, es necesario un complemento vitamínico, el cual te aconsejará tu médico.

El último consejo que no deben olvidar en su dieta vegetariana es el Omega 3. Necesario para el buen funcionamiento del corazón. Intenta consumir frutos secos como las almendras o nueces, pescado azul o soja.